Investigan el pago de una presunta comisión de 60.000 euros a Sepúlveda

El constructor Jesús Calvo Soria, supuesto cooperador de Francisco Correa en la trama Gurtel, ha sido interrogado hoy durante su comparecencia ante el juez que instruye la causa en la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, por el pago de una supuesta comisión de 60.000 euros a Jesús Sepúlveda, exalcalde de Pozuelo.

El constructor Jesús Calvo Soria, imputado en el caso Gurtel como administrador de las empresas de Francisco Correa y como sospechoso de haber puesto a disposición de éste sus empresas para blanqueo de capitales, ha atribuido esos movimientos de dinero investigados a sus operaciones inmobiliarias.

Calvo, imputado por delitos de blanqueo de capitales y como cooperador en delitos fiscales, aparece en el sumario como administrador de algunas empresas de Correa y como sospechoso de haber prestado a la trama de éste sus empresas para el lavado de dinero. Según la investigación, esas supuestas operaciones de lavado de dinero debían servir para el pago de comisiones por adjudicación de obras y licencias.

En ese sentido, durante su comparecencia, Calvo ha sido interrogado por diferentes pagos, entre ellos uno de 60.000 euros a Jesús Sepúlveda, en junio de 2003, cuando éste era alcalde de Pozuelo por el Partido Popular.

A Calvo le ha preguntado hoy el juez por un pago de 240.000 euros que supuestamente llegaron de la sociedad Rustfield (de Reino Unido) a su sociedad Lujeca Inversiones. Según la investigación y la documentación que obra en la causa, ese dinero podría haber sido repartido por el contable de la trama, José Luis Izquierdo, a diferentes personas. Así, 60.000 euros fueron para una sociedad de la trama llamada Quintamari; 96.000 para Plácido Vázquez, un supuesto colaborador de Correa, y 60.0000 para J.S.(Jesús Sepulveda), siempre según sospecha el instructor.

Comentarios