martes. 30.11.2021 |
El tiempo
martes. 30.11.2021
El tiempo

La Xunta espera que se cambie la reforma judicial, que llevó bronca al pleno

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha mostrado hoy su confianza en que el Gobierno tenga en cuenta las características peculiares de Galicia e introduzca modificaciones en el anteproyecto de reforma de la organización judicial en España.

Rueda ha hecho estas declaraciones a los periodistas antes de participar en la escuela de verano "La última reforma en curso de la organización judicial", de la Universidad Rey Juan Carlos.

El vicepresidente de la Xunta ha reconocido que "era hora" de hacer una reforma de la organización judicial en España, pero ha subrayado que Galicia tiene unas características muy peculiares que es necesario tener en cuenta desde el principio para que la reforma funcione durante muchos años.

La Xunta de Galicia envió al Ministerio de Justicia sus alegaciones al anteproyecto de la nueva Ley Orgánica del Poder Judicial hace un mes, ha recordado Rueda, quien se ha mostrado seguro de que serán tenidas en cuenta, lo que podría suponer "algún cambio importante", aunque ha preferido no adelantar acontecimientos.

Además, ha apuntado que hubo reformas del anterior ministro de Justicia, Francisco Caamaño, que se anunciaron y adoptaron sin preguntar en nada a las Comunidades autónomas, mientras que, ahora, se está consultando a las autonomías.

Rueda ha opinado que es necesario que se tengan en cuenta algunas sugerencias que se están formulando prácticamente por unanimidad desde las Comunidades autónomas, el Consejo General del Poder Judicial, el Consejo Fiscal o la abogacía.

Entre otras propuestas, ha planteado que haya un tribunal de instancia en cada una de las siete grandes ciudades gallegas y no solo uno en cada capital de provincia, que serían cuatro en Galicia.

También ha reclamado que se concrete la afirmación del ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, de que no hay por qué cerrar ningún juzgado y que se pueden mantener los juzgados actuales.

Igualmente, ha pedido aclaraciones sobre el coste económico de la reforma, puesto que cada cambio propuesto por la Administración estatal tiene que estar dotado con los recursos económicos para hacerle frente.

Ha mostrado su confianza en que se introduzcan modificaciones en la reforma de la organización judicial antes de que sea aprobada por el Consejo de Ministros y ha asegurado que, después, en el trámite parlamentario, la Xunta insistirá en la adaptación de la reforma a Galicia, la tercera comunidad con más partidos judiciales.

El pleno del Parlamento gallego debatió esta tarde una moción defendida por la diputada socialista Beatriz Sestayo que no salió adelante al no aceptar la fórmula de votar por separado los dos puntos que contenía, tras la disposición anunciada del PP de que respaldaría el respaldo a los 45 partidos judiciales pero no la retirada de la reforma.

Sestayo mostró el documento enviado a Madrid y acusó a los populares de falsear la verdad, puesto que defienden, ha dicho, los siete partidos judiciales en las grandes ciudades, sin más, "y nosotros el mantenimiento de todos y cada uno de los 45 partidos judiciales".

La nacionalista Tereixa Paz, que explicó que el BNG añadía como enmienda que Galicia pueda delimitar la organización territorial de su administración de justicia, criticó una reforma "taxativa".

La viceportavoz de Alternativa Galega de Esquerda (AGE), Yolanda Díaz, cargó contra una ley "impropia" y la portavoz de administraciones públicas del PP, Paula Prado, pidió a todos que lean íntegramente el texto remitido a Madrid y no de modo sesgado.

En su intervención, la presidenta de la Cámara llamó al orden al portavoz de AGE, Xosé Manuel Beiras, al que Prado aludió de manera indirecta y hasta en dos ocasiones al recomendar esta lectura a "todo el mundo que quiera leer y trabajar".

Y los que no, que dejen trabajar a los parlamentarios que sí lo hacen, ironizó.

La Xunta espera que se cambie la reforma judicial, que llevó bronca...
Comentarios
ç