Pierrick deja lluvia y viento este martes, pero el miércoles vuelve la estabilidad

Las temperaturas subirán a partir del jueves y el fin de semana estarán hasta 10ºC por encima de lo habitual
Gente con paraguas en Pontevedra. RAFA FARIÑA
photo_camera Gente con paraguas en Pontevedra. RAFA FARIÑA

La semana comienza con lluvia, nieve, viento intenso y mal estado de la mar, sobre todo en el norte peninsular, debido a la llegada de la borrasca Pierrick, según la predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) detallada por su portavoz Rubén del Campo, que precisa que el anticiclón se impondrá a partir del miércoles, lo que dejará tiempo estable durante el resto de la semana, con máximas que llegarán a los 30 grados centígrados (ºC).

Las lluvias quedarán acotadas al extremo norte de la Península hasta el miércoles, cuando irán remitiendo. El miércoles será también la jornada en la que los termómetros iniciarán un ascenso progresivo, tras bajar el lunes y el martes. Así, durante la segunda mitad de la semana, los termómetros marcarán valores altos para la época, con temperaturas que superarán los 25ºC en amplias zonas e incluso se podrán rozar los 30ºC en algunos puntos.

Por días, Del Campo prevé que este lunes el viento de componente norte y noroeste vaya limpiando de polvo en suspensión de la atmósfera, con lo que remitirá la calima del fin de semana. Además, el viento soplará con intensidad en el norte de la Península, con mal estado de la mar en el Cantábrico y en la costa atlántica gallega. Así, las olas en estas zonas alcanzarán hasta cinco metros.

Por otra parte, el Cantábrico y los Pirineos esperan lluvias por un frente asociado a la borrasca Pierrick, lluvias que se extenderán también a buena parte del resto de la mitad norte y al oeste de la Península durante el paso del frente. Asimismo, la cota de nieve bajará hasta unos 900 o 1.000 metros. En lo que respecta a los termómetros, las temperaturas bajarán en buena parte del territorio.

El martes habrá chubascos tormentosos que podrán ser localmente fuertes en puntos de Cataluña y en Baleares por el frente asociado a la borrasca, pero que irán a menos a lo largo del día. A su vez, también será "una jornada inestable con chaparrones "en el Cantábrico, los Pirineos y el Alto Ebro con nevadas en torno a 800 o 1.000 metros, cota que irá subiendo a lo largo de la jornada hasta unos 1.300 o 1.500 metros.

Del Campo prevé que continúe el mal estado del mar en las costas del norte de la Península con olas de cuatro a cinco metros. Además, el portavoz de AEMET explica que será "un día fresco para la época del año, con máximas en muchos casos inferiores a los 15ºC en el interior de la mitad norte" e incluso habrá heladas de madrugada en zonas de montaña y de la meseta norte.

Para el miércoles, el portavoz ha hecho alusión a "un cambio de tiempo patente". Así, el anticiclón estará centrado sobre el sur de Francia y ejercerá su influencia en la Península, evitando el paso de borrascas. La presencia de una borrasca en el Mediterráneo podría dejar algo de inestabilidad en Baleares con algunos chubascos en el archipiélago. A su vez, también podría llover débilmente en el Cantábrico Oriental y los Pirineos, pero el portavoz de AEMET señala que el resto de cielos permanecerán poco nubosos y sin lluvias. Además, habrá alguna helada débil en puntos de la meseta norte al amanecer.

En lo que respecta a los termómetros, las temperaturas iniciarán un ascenso generalizado y llegarán a superar los 18ºC grados a primeras horas de la tarde en amplias zonas del centro, este y sur de la Península y a rondar los 25ºC de máxima en el interior de las comunidades mediterráneas. 

Ascenso térmico a partir del jueves

El ascenso térmico continuará "desde el jueves hasta al menos el sábado o el domingo en buena parte del país," según detalla Del Campo. De hecho, las máximas superarán los 25ºC en amplias zonas del país, especialmente durante el fin de semana, donde los termómetros podrían estar entre 5 y 10ºC por encima de lo habitual e incluso superarían los 10ºC sobre lo normal en la mitad norte. 

Predominarán los cielos en general poco nubosos durante la segunda mitad de la semana sin lluvias en casi ningún punto de España. Además, los termómetros registrarán unas temperaturas claramente superiores a las habituales para la época.

Anomalías de hasta más e 16ºC para el sábado

En este contexto, eltiempo.es detalla que las temperaturas máximas del próximo sábado podrían tener una anomalía de entre +12ºC y +16ºC en el interior norte peninsular.

El ascenso de máximas previsto para este miércoles será casi generalizado y especifica que de un día para otro los valores de los termómetros subirán entre 6ºC y 8ºC en el interior de Galicia, Asturias y muchas zonas del norte de Castilla y León. Este ascenso se volverá a repetir tanto el jueves como el viernes y tocará techo el fin de semana.

De esta manera, las máximas del sábado y domingo podrían superar los 25ºC en la mayor parte del territorio y muchas ciudades registrarían valores cercanos a los 30ºC. El portal meteorológico avisa que las máximas en la costa cantábrica quedarían "algo más cortas" pero superarán aún así los 20ºC.

Este martes, acusado descenso de las temperaturas 

Según Meteogalicia, durante la madrugada del lunes al martes pasará un frente con abundantes precipitaciones. Después, la comunidad quedará en zona de chubascos, con entrada de aire frío.

Así, los cielos quedan parcialmente cubiertos, con apertura de grandes claros a partir del mediodía y con chubascos probables en cualquier punto de la Comunidad, que serán de nieve en cotas alrededor de los 1.200 metros.

Previsión para este martes 8 de abril. METEOGALICIA
Previsión para este martes 9 de abril. METEOGALICIA

Las temperaturas sufrirán un moderado descenso, con valores bajos para la época (5ºC de mínima  15ºC de máxima) Los vientos soplarán del noroeste moderados, con intervalos fuertes en el litoral. 

Comentarios