miércoles. 19.01.2022 |
El tiempo
miércoles. 19.01.2022
El tiempo

Política Lingüística pide que se abandonen los mensajes ''apocalípticos'' para no dañar más el idioma

El secretario general de Política Lingüística, Valentín García, ha apostado hoy por la "desactivación" de los mensajes "apocalípticos" sobre el futuro del idioma gallego, que, consideró, "le hacen mucho daño".

El responsable de Política Lingüística compareció hoy en comisión parlamentaria, donde rebatió los augurios de que la actual gestión de la Xunta puedan desembocar en la práctica desaparición del idioma en unos decenios. Apuntó que es cierto que es necesario trabajar en el impulso del gallego como lengua que "acapare nuevos usos", y admitió, ante las críticas de socialistas y nacionalistas a la gestión de la Xunta, que los ámbitos urbanos son más reacios a emplear la lengua de Galicia, "pero hace mucho tiempo", por lo que no es atribuible a la acción del Gobierno gallego.

Además, ante la insistencia del nacionalista Bieito Lobeira de que en ciudades como Ferrol se habla poco gallego, se preguntó "cuando se habló mucho", ya que hace años, afirmó, "la gente se quedaba mirando para ti" si empleabas esta lengua, y "hoy, afortunadamente, eso no es así".

RECORDANDO ESTUDIOS SOBRE LA MUERTE DEL GALLEGO

El responsable de Política Lingüística recordó que un estudio del prestigioso investigador Jesús Alonso Montero, cuya trayectoria alabó, pronosticó hace 40 años la muerte del gallego en treinta. "Hace diez años que no deberíamos estar hablando gallego", bromeó. Por ello, señaló que el "discurso apocalíptico no le hace ningún bien al gallego, lleva muchos años haciéndole mucho mal, nadie se apunta a una lengua que está en peligro de extinción".

A este respecto, destacó que la UNESCO apunta que una lengua entra en peligro de desaparición cuando baja de cien mil hablantes cuando, "afortunadamente", el gallego tiene más sólo en el área metropolitana de Vigo. Por ello, dedicó su intervención a la "desactivación de ese discurso apocalíptico, de trayecto final del gallego, cuando el gallego goza, entre otras cosas, de un órgano capital" para su uso de instituciones como el Parlamento.

Estos comentarios de Valentín García respondieron a la intervención del diputado socialista Francisco Cerviño, quien recordó que intelectuales como el escritor Manuel Rivas o el prestigioso lingüista Henrique Monteagudo han alertado sobre la posible desaparición del idioma en unas décadas, dado que cada vez lo hablan menos las nuevas generaciones.

MENSAJES NEGATIVOS SOBRE EL GALLEGO
A juicio de Cerviño, se dan mensajes "negativos" hacia el idioma, como que la física no se puede estudiar en gallego, lo que consideró "una concesión a los pijos de Vigo o A Coruña y de otros sitios" y señaló que la Xunta no hace nada para frenar la caída de hablantes en gallego "por un puñado de votos" o por quedar bien "ante la extrema derecha mediática de Madrid".

A este respecto, recordó que dos niñas de un colegio público de Dodro que consiguieron un premio internacional dominan perfectamente el gallego y el inglés, a las que quiso rendir homenaje. "Decir que no se puede estudiar física o matemáticas en gallego es una carallada", apostilló.

Francisco Cerviño insistió en que la realidad de la lengua gallega se puede "medir científicamente", ya que varias encuestas revelan que el porcentaje de personas monolingües en castellano ha crecido. "Esta es la realidad de nuestra lengua, y no vale ponerle paños calientes, como hacen ustedes para justificar las políticas que diseñó el señor Núñez Feijóo", que calificó de "nefastas", e insistió en que el Ejecutivo autónomo "gobierna objetivamente contra la lengua gallega".

CUMPLIR CON LA LEY HABLANDO GALLEGO EN LA ADMINISTRACIÓN

Por otra parte, Bieito Lobeira emplazó al secretario de Política Lingüística a que haga cumplir la ley y exija a los cargos públicos que empleen el gallego, ante lo que criticó al conselleiro de Industria, Javier Guerra, o al presidente de la Xunta, porque a su juicio emplean cada vez más el español en comparecencias públicas.

Además, el diputado nacionalista sostuvo que nunca un Gobierno se había atrevido a "a tanto en su persecución del gallego" y calificó los tres años de legislatura de "trienio negro para nuestro idioma". En su opinión, en Galicia "no hay bilingüismo de ningún tipo, sino un proceso calculado de sustitución del gallego por el español".

Por su parte, Valentín García también respondió al diputado nacionalista que sólo a él le escuchó plantear una reforma de la ley de normalización lingüística. "A mí nadie me habló de cambiarla ni de abrir el melón" sobre este asunto, señaló después de que el diputado del Bloque le hubiese preguntado si tenían previsto hacerlo, una vez que desde el PP de A Coruña se señaló en las elecciones la posibilidad de emplear el topónimo en castellano.

En este sentido, también el popular Agustín Baamonde insistió en que el PP no tiene voluntad de cambiar esta norma, lo que no figura en el calendario político, señaló, al tiempo que apostó por dejar el idioma "fuera del enfrentamiento político".

Política Lingüística pide que se abandonen los mensajes...
Comentarios