Lunes. 20.11.2017 |
El tiempo
Lunes. 20.11.2017
El tiempo

Los comuneros de Salcedo ven "inviable" realizar el deslinde que exige la nueva Lei de Montes

Mojón en el lugar de A Esculca, que fija el linde entre el monte comunal y las fincas particulares
Mojón en el lugar de A Esculca, que fija el linde entre el monte comunal y las fincas particulares
Los comuneros consideran "imposible" reunir a los propietarios de las ocho parcelas privadas pendientes de delimitar ► La medida tiene como objetivo evitar la usurpación de terrenos

La Comunidade de Montes de Salcedo vio caer este martes en saco roto el trabajo de campo que había realizado durante casi una década para blindar su terrenos y evitar su usurpación por parte de propietarios de fincas lindantes. A pesar de haber realizado un minucioso y completo trabajo técnico y jurídico para demarcar ocho fincas privadas que ocupan una superficie de 25 hectáreas, la nueva Lei de Montes de Galicia obliga a convocar a todos los dueños de esas tierras para que certifiquen in situ su conformidad con el resultado del estudio elaborado por los comuneros.

Además, la misma normativa dicta que para obtener el visto bueno de la Xunta al proceso de deslinde los propietarios particulares deben acudir al juzgado para participar en un acto de conciliación, que resulta imprescindible para la oficialización del procedimiento.

VISITA. Directivos de la Comunidade de Montes de Salcedo, acompañados de asesores jurídicos y del ingeniero que elaboró los trabajos de deslinde, se presentaron ayer en el lugar de A Esculca. Esperaban que representantes de la Administración gallega acudieran a la cita para certificar y dar validez a la memoria técnica (que incluye documentos topográficos, coordenadas de ubicación de los mojones, certificaciones catastrales de las parcelas y actas de apeo firmadas por los particulares), pero éstos no se presentaron porque la propia ley autonómica no lo contempla. Tampoco se presentó ninguno de los 50 dueños de los terrenos privados, aunque en este caso la normativa sí establece la obligación de que participen en el acto, con lo que el primer paso para oficializar el deslinde resultó infructuoso.

La Comunidade de Montes dispone de una memoria técnica con las coordenadas de los mojones que cree "moi difícil" de oficializar


"Xa hai catro anos que lle enviamos a memoria do deslinde á Xunta, pero non lle da luz verde porque obriga aos propietarios a ir ao monte e ao xulgado, unha medida que resulta inviable porque a xente non acode ao non ter problema cos lindes, que están fixados con marcos e muros centenarios", explica el presidente de la Comunidade de Montes, Fernando Pintos. En este sentido, anuncia que presentarán una queja ante el Servizo Provincial de Montes en la que advertirán de que resulta "imposible" cumplir con los requisitos legales exigidos para dar validez oficial al deslinde, además de solicitar el apoyo de la Mancomunidade de Montes de Pontevedra y de la Organización Galega de Comunidades de Montes. La agrupación parroquial de Salcedo también planteará a la Xunta que faculte a un técnico de la propia Administración o a un notario para levantar acta y dar validez al deslinde sobre el terreno.

"Xa temos colocados todos os mojóns elaborados con pedra do país, que sobresaen 70 centímetros por enriba da terra e que teñen unha base de 25x25 centímetros", precisa Fernando Pintos. Los comuneros tuvieron que reponer algunos de los marcos, que habían desaparecido o fueron destrozados.

Los comuneros de Salcedo ven "inviable" realizar el deslinde que...