miércoles. 19.01.2022 |
El tiempo
miércoles. 19.01.2022
El tiempo

Una misión científica parte de la EEI para investigar durante 139 días

Un grupo de fotógrafos capturan el momento en el que la nave tripulada rusa Soyuz MS-05 despega.
Un grupo de fotógrafos capturan el momento en el que la nave tripulada rusa Soyuz MS-05 despega.
Un equipo compuesto por un ruso, un estadounidense y un italiano llegaron a la estación en órbita para realizar más de 300 experimentos de numerosos campos de investigación

Una nueva misión a la Estación Espacial Internacional (EEI) despegó ayer desde el cosmódromo de Baikonur (Kazajistán) a bordo de la nave rusa Soyuz MS-05, que por segunda vez desde su estreno tenía previsto completar la travesía en unas 6 horas.

El despegue se produjo a las 21.40 hora desde la legendaria rampa Número 1 del cosmódromo, la misma desde la que partió hace 56 años Yuri Gagarin, el primer hombre en volar al espacio.

El jefe de la agencia espacial rusa Roscosmos, Igor Komarov, señaló poco después que "todos los sistemas de la nave" -como baterías solares y antenas- funcionaban con normalidad.

A bordo vuelan el cosmonauta ruso Serguéi Riazanski, el estadounidense Randolph Bresnik, y el italiano Paolo Nespoli, de la Agencia Espacial Europea, todos ellos con experiencia en vuelos espaciales.

Será la segunda vez que una Soyuz MS, la quinta de su serie, se enganche a la EEI según un esquema de vuelo abreviado, ya que las tres anteriores lo hicieron tras dos días de vuelo autónomo, en el que se sometieron a pruebas los diversos sistemas de la nueva nave rusa.

Al llegar a la EEI, los tripulantes de la Soyuz, que permanecerán en la estación durante 139 días. El programa ruso en la EEI incluye para esta expedición una salida al espacio exterior científica, que tendrá lugar el 17 agosto, dijo en vísperas del vuelo Riazanski, comandante de la expedición.

En total, el programa científico de la expedición incluye un total de 300 de experimentos, medio centenar de los cuales serán realizados por los dos cosmonautas rusos.

"Parte de los experimentos se centrarán en la investigación de los músculos y tendones. También está previsto el experimento Earthkam, que consiste en fotografiar en alta resolución la superficie de la tierra desde la EEI por petición de instituciones educativas", explicó Rianzanski.

La EEI, un proyecto de más de 150.000 millones de dólares en el que participan 16 naciones, está integrada actualmente por 14 módulos permanentes y orbita a una velocidad de más de 27.000 kilómetros por hora a una distancia de 400 kilómetros de la Tierra.

Una misión científica parte de la EEI para investigar durante 139...
Comentarios