Jueves. 27.06.2019 |
El tiempo
Jueves. 27.06.2019
El tiempo

Cerca de 600 vecinos del rural llevan quince días sin teléfono ni Internet

Un operario trabaja sobre un poste de telefonía. JAVIER CERVERA-MERCADILLO (ADP)
Un operario trabaja sobre un poste de telefonía. JAVIER CERVERA-MERCADILLO (ADP)

Las parroquias de Moreira, Cidrás y Porteliña están afectadas por la caída de la línea, para la que Telefónica no les da ninguna solución

Los vecinos de la Asociación Vecinal A Moreira dicen basta. Después de quince días sin línea telefónica ni Internet, se plantan y le exigen a Telefónica que tome cartas en el asunto.

La presidenta del colectivo vecinal, Ana Pintos, afirma que los afectados, que cifra en cerca de 600, repartido entre las parroquias de Moreira, Cidrás y Porteliña, ya trataron de ponerle remedio a la vería, llamando a la firma responsable del cable de conexión a Internet que está fallando, "pero solo pudimos hablar con el contestador automático".

"Antes, la conexión era buena", asegura Pintos, que consiguió ponerse en contacto con personal de la empresa en su delegación de A Coruña cuando llamó para poner una reclamación. "Me dijeron que esperase a que nos arreglasen el problema, para que así nos puedan indemnizar por todos los días en los que estuvimos sin servicio".

Sin embargo, la presidenta de A Moreira afirma que "no es la compensación lo que estamos buscando", si no el recuperar la conexión a Internet y, sobre todo, la línea telefónica, "dado que aquí vive mucha gente mayor que depende del teléfono para muchas cosas". Una de ellas, quizá la más importante, es la previsión de citas médicas en el Hospital Montecelo. "Hay personas que están pendientes de que les llamen para realizar pruebas médicas y con el teléfono así pueden no llegar a enterarse", enfatiza la vecina.

Aunque en su caso tiene Movistar, cada hogar puede elegir qué compañía de telecomunicaciones contratar. Sin embargo, el cable que surte de conexión a la zona rural es todo de Telefónica, única empresa que realizó estas instalaciones más allá del casco urbano de la villa.

Los afectados, todos ellos socios de la agrupación, están cansados de la situación y esperan poder llamar la atención de la compañía, para que arregle "cuanto antes" la avería que les ha dejado incomunicados.

Los problemas con Internet en el rural marinense no son una novedad. Aunque en este caso se trata de una avería puntual, en otras zonas, como en la parroquia de Pardavila, lo habitual es que la conexión, aunque existente, sea absolutamente escasa. En algunas ocasiones, los hogares de este lugar apenas alcanzan 1 gigabyte de velocidad. Los vecinos también han solicitado a Telefónica que tome cartas en el asunto, incluso solicitando el apoyo del Concello para que la presión sobre la empresa sea mayor, pero de momento la firma solo les ha trasladado que no es su competencia hacer llegar la fibra a los hogares.

Cerca de 600 vecinos del rural llevan quince días sin teléfono ni...
Comentarios