Viernes. 21.09.2018 |
El tiempo
Viernes. 21.09.2018
El tiempo

Los chapuzones en la piscina, que arena ya hay mucha en el desierto

Los niños saharauis, acompañados de sus familias en Bueu y representantes municipales. M. A.
Los niños saharauis, acompañados de sus familias en Bueu y representantes municipales. M. A.

Bueu despide a los cinco niños saharauis que pasaron el verano con familias del municipio y agradece su labor

Los cinco niños saharauis que han pasado sus vacaciones de verano con familias de Bueu fueron recibidos el miércoles por el alcalde, Felix Juncal, y las concelleiras María José Pérez, responsable de Benestar Social; Silvia Carballo, edil de Promoción Económica e Turismo, e Inmaculada Rodríguez, concejala de Mocidade e Infancia.

Lesham Salem Abidin, Salamu Brahim Salem, Hnini Mohamed, Mahmud Sidi Mohamed y Karima Sidi Mohamed estaban el miércoles contentos por la recepción en el Concello y por el regalo que recibieron del Gobierno local (una camiseta, un libro y una mochila con material escolar), pero también tristes porque rematan para ellos las semanas de ocio y descanso que les han permitido desconectar de su realidad.

Vuelven ya a sus rutinas diarias en el Sáhara, donde la vida es muy diferente y más complicada que en Galicia. Para Karima, este es su cuarto y último año de vacaciones porque por edad ya no puede volver, pero reconoce que "me gusta mucho estar aquí, me gustaría vivir aquí. Quiero dar muchas gracias a la familia que me acoge" y espera que, cuando sea mayor, pueda volver a Bueu aunque solo sea de visita.

Por su parte, Salamu, que también ha venido durante cuatro años, reconoce que le gusta "España más que el Sáhara porque tiene playas y piscinas", pero prefiere la piscina "porque ya tenemos mucha arena en el desierto" y reconoce que aquí la vida es "mucho mejor, el doble que en el Sáhara". Si puede, el próximo año volverá a Bueu donde, sin duda, volverán a recibir a los pequeños saharauis con los brazos abiertos porque tienen muy claros los conceptos de amor, solidaridad y compartir.

Los chapuzones en la piscina, que arena ya hay mucha en el desierto
Comentarios