Miércoles. 22.05.2019 |
El tiempo
Miércoles. 22.05.2019
El tiempo

El embajador en Guinea Conakry se reunirá con el ministro de Pesca por el Portomayor

La tripulación del buque Portomayor en la proa del mismo. DP
La tripulación del buque Portomayor en la proa del mismo. DP

El barco pesquero marinense lleva 21 días retenido en el puerto guineano tras un litigio por una deuda con su empresa consignataria

El barco pesquero marinense Portomayor continúa retenido en el puerto de Guinea Conakry. Tras más de 20 días sin poder abandonar el muelle guineano, el ánimo entre la tripulación comienza a flaquear ante la falta de solución a su situación. El armador de la nave, Óscar Estévez, comentó que los marineros "empiezan a estar inquietos y me preguntan cuándo terminará el problema, pero no puedo responderles porque lo desconozco".

Lo único que sabe con certeza el empresario y tripulante del buque es que el embajador español en el país africano, José Leandro Consarnau Guardiola, le solicitó una reunión al ministro de Pesca guineano, Frederic Loua, para lograr que dejen que el barco abandone el muelle y viaje a Dakar, donde podría vender el pescado que guarda en sus bodegas.

Óscar Estévez. Armador del Portomayor
"Los tripulantes comienzan a estar inquietos y me preguntan cuándo terminará el problema"

"Hablamos ayer –por el miércoles– por teléfono con la embajada y estamos a la espera de que las autoridades pesqueras fijen una fecha", apuntó Estévez. El encuentro será de carácter urgente debido a la situación del pesquero. En la noche de este miércoles se desconocía todavía cuándo sucederá esta cita aunque, por encontrarse en pleno Ramadán, las agendas de las instituciones del país africano cuentan con menos disposición de la habitual.

Cabe recordar que el congelador marinense, que faena con un acuerdo privado en la costa de Conakry, fue retenido el pasado 18 de abril. Luego de que el armador de la nave denunciase ante la justicia guineana que su consignataria –empresa local a la que le vendía sus capturas– le debía más de 75.000 dólares, el Ministerio de Pesca guineano decidió que permaneciese amarrado al muelle hasta aclarar la situación.

Desde ese momento, dos gendarmes armados forman parte de la tripulación del Portomayor para garantizar que no abandonen el puerto africano. "El primer día uno de ellos fue al comedor con un arma y le dije que no lo volviese a hacer. Saben que no somos peligrosos y que no es necesario así que no las tienen a la vista", comentó Estévez.

Óscar Estévez. Armador del Portomayor
"Estamos a la espera de que el Ministerio de Pesca guineano fije una reunión con la embajada española aquí"

TRÁMITES. El armador vigués aseguró que las autoridades españolas comenzaron a realizar trámites para intentar solucionar esta situación hace algunos días, cuando conocieron el problema. El Ministerio de Asuntos Exteriores español afirmó que "desde el primer momento la embajada en el país ha hecho las gestiones necesarias para poner fin a esta situación, pero no han podido precisar cuánto tiempo se extenderá".

Por su parte, la Secretaría General de Pesca reiteró que "está en contacto con los representantes de los armadores del buque Portomayor" y que el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación tiene línea directa con el embajador de España en Guinea Conakry, que está realizando "las acciones pertinentes para facilitar una solución oportuna a esta cuestión".

La Consellería do Mar de la Xunta de Galicia mostró el martes su "preocupación" por el barco pesquero al tiempo que señaló que espera que, cuanto antes, "esta embarcación, con puerto base en Las Palmas, pueda abandonar el puerto y retomar su actividad con total normalidad".

Cabe destacar que la empresa consignataria que el buque Portomayor llevó ante la justicia guineana, Sopic Sarl, ya tuvo problemas similares en otras ocasiones. "Al parecer, a un barco chino, a otro turco y a un tercero italiano les hizo lo mismo. Cogió el pescado y nunca les pagó", comentó Óscar Estévez.

LISTA NEGRA. El pequero marinense, que captura especies autóctonas para vender en el mercado local, faenó por primera vez en estas aguas en 2013 "y un poco del año siguiente, hasta que la Unión Europea metió al país en la lista negra", especificó el armador.

La UE rompió sus acuerdos pesqueros con Guinea Conakry en marzo de 2014 porque, junto países como Belice o Camboya, no había incorporado a su legislación medidas para combatir la pesca ilegal, requisito indispensable para firmar un convenio con Bruselas.

El embajador en Guinea Conakry se reunirá con el ministro de Pesca...
Comentarios