viernes. 28.01.2022 |
El tiempo
viernes. 28.01.2022
El tiempo

El futuro 'marketplace' de Marín cuenta ya con 150 comercios adheridos

2020081913334153054
María José Santiago y Sindi Juncal en su establecimiento. B.N.
La plataforma Marín en Rede pretende potenciar la compra local reuniendo en una sola web a todos los comercios de la localidad

La crisis sanitaria ha obligado al tejido comercial de los pequeños municipios a reinventar completamente su forma de vender. Con menos afluencia en las calles y una bajada drástica del turismo, el comercio de proximidad se ve obligado a salir en busca de posibles compradores y el Concello de Marín creó el pasado mes de mayo una herramienta exclusivamente para ello.

Bautizada bajo el nombre Marín en Rede, la iniciativa tiene por objetivo reactivar la economía local después de la crisis y acercar el comercio de la villa a los vecinos con una página web y campañas de dinamización comercial. La plataforma cuanta con 150 establecimientos adheridos de diversos sectores como el textil, la hostelería o los electrodomésticos.

"La iniciativa está yendo bien. Inicialmente se han adherido sobre todo comercios, pero también autónomos que al principio no sabían si tendrían cabida o no, pero lo que hemos hecho es tener un abanico más amplio (...) que les sirva de escaparte visual", explica la alcaldesa de Marín, María Ramallo. En este sentido, la iniciativa ha permitido a pequeños comerciantes y freelance, contar con una plataforma de publicidad para darse a conocer entre la vecindad, así como una forma de acceder a información básica para el cliente, como horarios o números de contacto.

La web cuenta con una interfaz sencilla con los diferentes establecimiento separados por el sector al que pertenecen. Una vez seleccionado el local, el cliente puede consultar información como la localización del comercio a través de un mapa interactivo, solicitar información con un formulario de contacto o acceder de forma directa a sus redes sociales.

Además, dentro de la primera campaña de dinamización llevada a cabo en la plataforma, #PonllesCara permite a los usuarios conocer más de cerca a los propietarios de los establecimientos con un vídeo explicativo en el que animan a sus vecinos a comprar en la localidad. De momento ya se han realizado 20 grabaciones que se pueden consultar a través de la propia web.

En el caso de la hostelería, esta plataforma es también el punto de enlace de los clientes con las cartas de los locales, accesibles a través del código QR disponible en forma de pegatina en cada una de las mesas. Una medida puesta en marcha para evitar el uso de cartas físicas y seguir las medidas de protección contra la Covid-19.

UN FUTURO MARKETPLACE. El objetivo final de esta plataforma es servir en un futuro como un comercio online para todos los establecimientos adheridos.

De esta forma, los vecinos de la localidad podrían acceder desde una única plataforma a la compra online de los comercios que suelen frecuentar y que, en muchos casos, dependen únicamente de la venta física.

Es el caso de Bicos, el comercio de María José Santiago, que no cuenta con venta online, pero que, en caso de ponerse en marcha, sí barajaría adherirse porque ven en internet y en las redes sociales una potencial clientela entre la que destacan al público joven. "Tenemos que avanzar con el mundo", señala al respecto la empleada Sindi Juncal.

En cuanto a la crisis derivada de la Covid-19, destacan que durante la temporada de verano las ventas se han mantenido de forma muy favorable. Entre los motivos por los que no han percibido un descenso brusco de la clientela, Juncal señala que algunos de los clientes consideran más seguro comprar en los pequeños comercios, antes que acudir a grandes superficies.

También notan el apoyo de sus vecinos, "la primera clienta que vino después del confinamiento, el 11 de mayo, lo hizo exclusivamente para impulsar el comercio local", explica la empleada.

Las rede sociales, el futuro
Mariá José Santiago, propietaria del comercio Bicos, y su empleada, Sindi Juncal, señalan las ventajas de tener su tienda visible a través de internet.

"Las redes sociales funcionan muy bien", explica Santiago, que señala además que gracias al vídeo publicado a través de Marín en Rede, han conseguido una alta visibilidad. "El vídeo llegó incluso a gente que vive fuera".

Las publicaciones en redes sociales son también un impulso. "La gente echa de menos las publicaciones en Facebook", señala Sindi Juncal. Y es que ambas coinciden en que parte de la clientela, sobre todo jóvenes, se encuentra ahí.

El futuro 'marketplace' de Marín cuenta ya con 150 comercios adheridos
Comentarios