sábado. 18.09.2021 |
El tiempo
sábado. 18.09.2021
El tiempo

"La música sigue"

El grupo Dvicio durante su actuación. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
El grupo Dvicio durante su actuación. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
El grupo Dvicio conquistó la noche del jueves ante un público marinense que, a pesar de no poder bailar, se mostró activo y participativo durante toda la actuación de los madrileños

El aparcamiento de la Praza de España de Marín se convirtió este jueves en el punto de referencia de la noche para todos aquellos que decidieron apostar por la música, la cultura y el pop latino de Dvicio. A partir de las 22.30 horas, los focos tuvieron como único objetivo a los cinco integrantes del grupo español que, como parte de la gira para presentar su último disco, Impulso, visitó el municipio marinense para aportar su dosis de ritmo a la víspera del Día del Carmen.

Este concierto era una de las dos grandes apuestas del Concello de Marín para el programa de las Festas do Carme de este año. Debido a la obligatoriedad de reservar las entradas con anterioridad para poder asistir, el aforo se encontraba limitado a un total de 1.830 asistentes.

A pesar de que las entradas tuvieron que colgar el cartel de sold out el mismo día en el que estuvieron disponibles y que la noche presentaba una temperatura espectacular para disfrutar de la música al aire libre, no llegaron a ocuparse todos los asientos.

El público presente disfrutando del concierto

El público disfrutando de la fiesta

El concierto arrancó cuando el quinteto hizo sonar las primeras notas de Epiphany, uno de sus últimos temas y que se convirtió en la primera canción del repertorio de la noche. Le siguió Enamórate, canción que hizo que todos los asistentes se moviesen al ritmo de la música.

El escenario enseguida se vio envuelto por los acordes de las guitarras de Alberto González e Ignacio Gotor, del bajo de Martín Ceballos y los sonidos de la batería de Luis Gonzalvo, sumados a la voz de Andrés Ceballos, vocalista del grupo.

La banda madrileña logró conquistar al público marinense, que se mostró activo y participativo a pesar de tener que permanecer sentados por motivos de seguridad sanitaria. De esta forma, durante la celebración del concierto, fue posible garantizar la distancia interpersonal necesaria entre los asistentes, que debieron hacer uso permanente de las mascarillas para reducir al máximo las posibilidades de contagios.

El cantante de Dvicio , Andrés Ceballos, dedicó unas palabras al público marinense y expresó que "es un placer estar tocando aquí, en directo, después de la que nos ha caído encima". El grupo pidió, además, que el concierto de anoche se convirtiese "en un bonito refugio de la música en vivo. Es de lo que vivimos y lo que nos gusta hacer".

Un concierto en el que el público no bailó, pero sí cantó, aplaudió, animó a los artistas y vivió intensamente desde su asiento el espejismo de una nueva normalidad en la que la cultura solo puede tener cabida si se respetan las medidas de seguridad. Y es que, pese a todo, señaló Ceballos, "la música sigue".

"La música sigue"
Comentarios
ç