La tripulación del Piedras llegará este fin de semana a Galicia

La Agencia Marítima y de Guardacostas de Reino Unido abrirá expediente de investigación sobre el naufragio
El Piedras, escorado y a la deriva antes de hundirse. DP
photo_camera El Piedras, escorado y a la deriva antes de hundirse. DP

La tripulación del Piedras, el pesquero con base en Marín hundido el miércoles en el Gran Sol por una vía de agua, ha llegado en la madrugada de este jueves al puerto de Castletownbere, en el condado irlandés de Cork, tras ser auxiliados sus 11 miembros por el también buque gallego Armaven Uno.

Según explica a Europa Press el presidente de la Cooperativa de Armadores de Vigo (Arvi), Javier Touza, "todos" los marineros están "en perfectas condiciones", "recuperándose de ese shock derivado del siniestro". Así, entre este jueves y viernes se realizarán diferentes gestiones de tipo administrativo y con el Consulado, de modo que se prevé que "el grueso" de la tripulación regresen a Galicia durante el fin de semana, a falta de saber si es necesario que el capitán u oficiales se queden durante más días en Irlanda. 

Por su parte, el delegado del Gobierno en Galicia, José Miñones, ha trasladado que "entre hoy y mañana" se espera que estén de vuelta en España los tripulantes, según comentó en declaraciones a los medios, en las que aseguró que el Gobierno central se halla en "contacto directo" con la armadora del buque y trabajando en "todos los trámites" para poder hacer efectiva su vuelta a Galicia.

En lo tocante a la investigación sobre lo sucedido, el capitán del pesquero debe realizar lo que se conoce como "protesta del mar", por la cual el capitán manifiesta, al llegar al puerto más próximo al naufragio, los hechos producidos cronológicamente. 

Ahora, dado que el pesquero es de pabellón británico, la Agencia Marítima y de Guardacostas (MCA) de Reino Unido abrirá expediente de investigación en relación con el siniestro. "Lo importante es que saquemos algo para mejorar en el futuro en protocolos de actuación", explica Javier Touza.

NAUFRAGIO. Salvamento Marítimo recibió, a las 10,16 horas del miércoles, llamada del Piedras por una vía de agua a unas 64 millas al suoreste de cabo Mizen, en Irlanda. La embarcación estuvo varias horas a la deriva, con fuego a bordo y escora a babor. Pese a que el capitán y el jefe de máquinas fueron los últimos en abandonar el buque para intentar taponar la entrada de agua, finalmente la embarcación se hundió.

Los 11 tripulantes fueron rescatados en buen estado por el barco de pesca Armaven Uno –ambos asociados a Arvi– y fueron llevados al puerto irlandés de Castletownbere. Se activó un despliegue de medios aéreos y marítimos irlandeses. Además, se ha podido recuperar la radiobaliza. 

El pesquero de la armadora Nia Ltd, del grupo Noray Pesca, fue construido en 1976. Partió de Marín el pasado 16 de mayo. Entre los 11 tripulantes hay siete gallegos, dos marroquíes y dos ghaneses. 
Previamente al naufragio, el pesquero pudo descargar el día 29 en Castletownbere sus capturas, que han viajado por camión para su subasta en Vigo. Las especies más habituales en Gran Sol son el rape, gallo y merluza.