sábado. 21.09.2019 |
El tiempo
sábado. 21.09.2019
El tiempo

La Deputación retomará en diciembre la reforma de la carretera de Dorrón

La mejora del vial provincial se inició en 2014 y lleva casi tres años paralizada. RAFA FARIÑA
La mejora del vial provincial se inició en 2014 y lleva casi tres años paralizada. RAFA FARIÑA

El diputado de Mobilidade insta al Concello a que realice en un plazo máximo de un mes la última cesión de terrenos pendiente

Después de casi tres años paralizadas, las obras de mejora de la carretera EP-9213, que une el núcleo de la parroquia de Dorrón con la carretera PO-308, están muy cerca de iniciarse. La Deputación de Pontevedra prevé retomar los trabajos el próximo mes de diciembre, tal y como confirmó ayer el responsable provincial de Mobilidade, Uxío Benítez. La canalización de los servicios de telefonía y del suministro eléctrico, así como el asfaltado del vial, son algunas de las tareas que todavía están pendientes.

La reactivación del proyecto pone punto y final a un culebrón que comenzó en la primavera de 2014, cuando el anterior Gobierno de la Deputación, dirigido por el popular Rafael Louzán, adjudicó el contrato. Benítez recordó que la tramitación se llevó a cabo "sen que o Concello de Sanxenxo cedese os terreos necesarios para a súa execución", lo que imposibilitó que los operarios pudiesen completar la obra al 100%.

PARCELAS. Sobre las parcelas, el diputado del Bloque Nacionalista Galego advirtió de que la Administración sanxenxina todavía tiene pendiente una última cesión para finalizar la actuación "nun treito de 26 metros". El diputado de Mobilidade instó al Gobierno local a que efectúe esta operación en un plazo máximo de un mes, toda vez que se trata de un requisito imprescindible para que el proyecto se pueda acometer en su totalidad. En caso de que el Concello no realice este trámite, ese tramo carecerá de aceras.

Uxío Benítez señaló que, con estas medidas, la Deputación de Pontevedra quiere "poñer punto e final a diferentes irregularidades". En un primer momento, esta actuación se impulsó para ensanchar la plataforma del vial, dotar a la carretera de aceras y canalizar los servicios de telefonía y suministro eléctrico.En el momento en el que se paralizaron los trabajos tan solo se había completado una primera fase incial. Este hecho provocó, por ejemplo, que algunos postes del tendido eléctrico quedasen instalados en plena calzada, un hecho que fue denunciado en varias ocasiones por numerosos vecinos de Dorrón, que no dudaron en presentar escritos de protesta en el Concello para advertir de este hecho. A este respecto, Benítez confirmó que se solicitará a las compañías eléctricas y de comunicación que "soterren os servizos e procedan á retirada dos postes actuais", a fin de "pechar dunha vez esta obra e garantir a seguranza viaria" en uno de los núcleos más importantes de la parroquia.

Otro de los problemas denunciados por los residentes tiene que ver con los problemas de accesibilidad a la hora de desplazarse a pie desde el lugar de O Outeiro hacia la carretera provincial. Y es que el arreglo del vial implicó la construcción de un muro que eliminó el acceso por el que los lugareños subían hacia Magaláns. Ahora, la única alternativa de la que disponen es la de hacer frente a una rampa de más de 400 metros de longitud, con una pendiente muy pronunciada, lo que supone una dificultad para personas de avanzada edad o que padezan problemas de movilidad.

La Deputación retomará en diciembre la reforma de la carretera de...
Comentarios