Un gran dispositivo policial velará por la seguridad en la Festa da Auga de Vilagarcía

Maica Larriba advirtió de que se espera que más de 40.000 personas acudan a la villa arousana en esas fechas
Larriba saluda a los mandos policiales. DP
photo_camera Larriba saluda a los mandos policiales. DP

La subdelegada del Gobierno en Pontevedra, Maica Larriba, ofreció este viernes la "máxima disponibilidad y colaboración" por parte de la Subdelegación del Gobierno para garantizar la seguridad en Vilagarcía durante este verano y, particularmente, durante la Festa da Auga. Larriba presidió la Xunta Local de Seguridade junto al alcalde, Alberto Varela; el coronel jefe de la Guardia Civil, Simón Venzal; el comisario jefe provincial de la Policía Nacional, Juan José Díaz; el comisario local accidental, la concelleira de Festexos, Tania García, y responsables de la Unidad de Policía Autónoma y de la Policía Local.

Durante la reunión, Maica Larriba puso las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado "a total disposición del Ayuntamiento" para, de manera coordinada con la Policía Local, la UPA, y los servicios municipales, establecer los dispositivos necesarios durante los actos de celebración de estas fiestas, que se esperan multitudinarias.

La subdelegada informó de que la Policía Nacional movilizará también un escuadrón de caballería para reforzar la vigilancia en las zonas de playa.

Dentro del operativo especial diseñado para garantizar la seguridad durante las celebraciones, la Guardia Civil de Tráfico pondrá en marcha durante todo el fin de semana varios dispositivos de control de consumo de alcohol y drogas.

Asimismo, la Unidad de Policía Autónoma de Galicia aportará una patrulla para el control "de la venta de alcohol a menores y su consumo en este rango de edad".

Paralelamente, se instalará un hospital de campaña en la plaza de la Pescadería para poder atender de manera rápida y eficiente pequeñas heridas y contusiones.

Por otro lado, Maica Larriba alabó también el punto violeta que el Ayuntamiento de Vilagarcía instalará durante las celebraciones "para prevenir cualquier tipo de agresión machista".