martes. 02.06.2020 |
El tiempo
martes. 02.06.2020
El tiempo

El oleaje aplicado a la enseñanza

Vista general de la boya en la que se ubicará el dispostivo, que podría instalarse a principios deol próximo año. RAFA FARIÑA
Vista general de la boya en la que se ubicará el dispostivo, que podría instalarse a principios deol próximo año. RAFA FARIÑA

Estos dos colegios promueven la instalación de una boya meteorológica en la playa de A Lanzada para analizar la temperatura del mar o la fuerza de las corrientes

DESPUÉS DE DOS AÑOS familiarizándose con las rachas de viento, las precipitaciones y los temporales, el CEIP O Telleiro de Noalla da un paso más en su apuesta por incluir la meteorología en su oferta educativa para los más pequeños. Junto al colegio Valle Inclán de O Grove, el centro de la parroquia de Noalla impulsa el Proxecto Meteolanzada, cuya actuación estrella será la colocación de una boya meteorológica en las inmediaciones de la playa de A Lanzada. El dispositivo recogerá datos relacionados con la temperatura del agua o el tamaño de las olas que posteriormente podrán ser interpretados por los jóvenes estudiantes.

Esta iniciativa se desarrollará a partir del próximo año. En principio, la intención de los impulsores del proyecto es que la boya pueda colocarse en enero de 2019. No obstante, todavía habrá que esperar un poco más para la organización de actividades y talleres didácticos. "Con sorte, poderemos empezar en marzo", apuntan los organizadores, entre los que se encuentran docentes y miembros de la Asociación de Nais e Pais de Alumnos (ANPA).

En principio está previsto que el dispositivo se coloque aproximadamente a la misma altura a la que se encuentra el balizamiento que delimita la zona de baño, con el objetivo de que el aparato no moleste ni a surfistas ni a embarcaciones. Además, los centros educativos de Noalla y O Grove están valorando la posibilidad de habilitar también una webcam, con el objetivo de tomar imágenes en tiempo real de la playa. Los datos se compartirán a través de Internet. "Colgarémolos nunha páxina web, de xeito que estean a disposición de todas as institucións ou usuarios interesados en consultalos", indican los impulsores de la iniciativa, que consideran que esta herramienta podría resultarle muy útil a las escuelas de surf que trabajan en A Lanzada o al Servizo Municipal de Emerxencias de Sanxenxo.

PRIMEROS PASOS. Para poder hacer realidad este proyecto, que empezó a gestionarse a finales del curso pasado, es necesaria la implicación de diferentes organismos. De momento, los colegios ya han mantenido conversaciones al respecto con los concellos de Sanxenxo y O Grove, además de con la Confraría de Pescadores San Roque de Portonovo. "Amosáronse moi interesados en participar", aseguran. También se hablará con otras entidades, entre ellas Amegrove.

Además, MeteoGalicia también está dispuesta a aportar su granito de arena. "Estamos vendo a posibilidade de que nos axude achegando información ou impartindo clases e sesións didácticas tanto aos alumnos como ao profesorado", indican los responsables del Proxecto Meteolanzada, que confían en que el número de colaboradores continúe aumentando en los próximos meses.

Los impulsores de la iniciativa compartirán los datos en Internet, para que puedan ser consultados por cualquier usuario

En el plano didáctico, lo que se busca a través de esta actividad es que "os nenos aprendan a interpretar os datos do mar". De esta manera, la información que aporte la boya puede servir para que los chavales realicen previsiones meteorológicas. "Tamén poderán entender de que xeito lle afecta o estado da mar á actividade pesqueira ou ás iniciativas deportivas que se realicen na Lanzada. Tamén será interesante que comproben o xeito no que os fenómenos atmosféricos cambian co paso do tempo", añade la comunidad educativa.

El CEIP O Telleiro y el CEIP Valle Inclán confían, además, en contar con la colaboración del meteorológo vigués Rubén Vázquez, con quien ya han conversado para la puesta a punto de una página web en la que dar a conocer estos datos. Vázquez ya impartió charlas informativas en el centro educativo sanxenxino durante el curso pasado.

La relación de la escuela de A Lanzada con la meteorología comenzó a finales de 2016, cuando sus responsables y la ANPA se interesaron por un proyecto impulsado por la fundación internacional Raspberry Pi, a través del cual repartió 500 dispositivos para medir la fuerza del viento a centros de todo el mundo. Desde entonces, se han recogido datos curiosos, como que en este enclave fue donde se registró la ráfaga más fuerte de 2017, superior a los 120 kilómetros por hora.

Más instalaciones meteorológicas en la villa
La Federación de Asociacións de Nais e Pais de Alumnos de Sanxenxo no quiere que la relación entre la meteorología y la educación se quede exclusivamente en las actividades que organiza el CEIP O Telleiro. Su nuevo presidente, Manuel Guillermo Fraga, expresó hace unas semanas su deseo de que sean más las escuelas del municipio que se impliquen a la hora de impulsar este tipo de actividades.

Manga marina
Se da la circunstancia de que el colegio de Noalla sufrió las consecuencias del paso de una manga marina en enero de este año. Ese suceso sirvió para inspirar nuevos talleres meteorológicos.

 

El oleaje aplicado a la enseñanza
Comentarios