martes. 20.10.2020 |
El tiempo
martes. 20.10.2020
El tiempo

Puesta de largo del skate park de Portonovo, en el que se invirtieron 170.000 euros

Una de las acrobacias de la exhibición inaugural, viernes por la noche. DP
Una de las acrobacias de la exhibición inaugural, viernes por la noche. DP
El Concello inauguró el recinto viernes con una exhibición y la visita de las autoridades locales

La pista de skate park de Portonovo ya es una realidad y el Gobierno local ha querido hacerlo patente con una inauguración antes de la puesta a disposición de la dotación.

El Concello adaptó el evento a los tiempos del coronavirus, pero en la cita de viernes para el estreno de la dotación, no faltó una exhibición de las distintas disciplinas que se pueden practicar en este espacio.

Jóvenes locales y del conocido Club Cromoly realizaron muestras de skate, BMX y parkour durante aproximadamente una hora después de que el alcalde, Telmo Martín, acompañado del grupo de Gobierno, visitasen la instalación.

El 'rider' vigués, Saúl Vilar, ganador hasta en tres ocasiones de la prueba de skate junior en O Marisquiño y participante en varias pruebas nacionales llevó el peso de la actuación en esta intervención. Otro de los invitados fue Nacho Gómez, un veterano del deporte urbano que ha competido en varias pruebas internacionales. A ellos se sumó el skater portonovés Diego Barbeito.

Desde hace semanas, la instalación ya rematada ha levantado una gran expectación, según ha podido saber el Concello incluso fuera de la provincia por las características del espacio que, según expertos en el deporte urbano, lo hacen "único en Galicia" tanto por su diseño como por el radio del bowl central y el rocódromo que la acompaña.

Para la cita inaugural el Gobierno puso en marcha un protocolo de seguridad con un amplio despliegue policial y del servicio de Emerxencias, que custodiaron la zona. La intención era que se pudiese disfrutar con total seguridad de la exhibición y de la pista sin poner en riesgo el cumplimiento de las normas que desaconsejan las aglomeraciones. Así, se cerraron los accesos a la zona para el tráfico rodado y se estableció una zona de entrada y de salida del recinto que se delimitó como zona de público.

Del mismo modo, el acto no formaba parte de la programación de verano, para no favorecer una afluencia de público que pudiese exceder la capacidad del recinto. Además, otras dos convocatorias culturales coincidieron viernes por la noche en distintos puntos de la geografía sanxenxina.

Un recinto para 'riders', parkouristas y escalada
El parque se divide en tres zonas, destinadas dos de ellas principalmente a la modalidad de skate. La primera, de Street, consta de: 543 metros cuadrados y la de rampa suma 318. Además hay una zona destinada a parkour con una superficie de 185 metros cuadrados y otra a skatepark con bowl (un elemento de esta disciplina que es como una depresión o 'piscina' en la que se practican las figuras más populares). El espacio alberga también un rocódromo. La estructura de la construcción está conformada por muros de bloque de hormigón armado y rellenos de zahorra artificial. Las superficies de rodadura se proyectaron en hormigón pulido rematado. Este proyecto fue encargado por el Gobierno local, redactado por 9.000 euros y licitado en mayo de 2019 con un plazo de ejecución de cinco meses a partir del inicio de la obra. La inversión en esta pista de 1.839 metros cuadrados ronda los 170.000 euros.

Puesta de largo del skate park de Portonovo, en el que se...
Comentarios