sábado. 17.04.2021 |
El tiempo
sábado. 17.04.2021
El tiempo

Tensión en una terraza de Sanxenxo: "Quédate tranquila y te invito a la Coca-Cola"

Clientes en una terraza, en una imagen de archivo. JAVIER CERVERA-MERCADILLO (ADP)
Clientes en una terraza, en una imagen de archivo. JAVIER CERVERA-MERCADILLO (ADP)
La propietaria del local hizo caso omiso a las quejas de una clienta por el exceso de aforo en las mesas ►La Policía acudió al lugar tras la llamada de un vecino, que grabó el momento

"Quédate tranquila y te invito a la Coca-Cola". Esta fue la respuesta que dio la propietaria de un negocio de hostelería de Sanxenxo a una clienta que se quejaba de que un numeroso grupo de personas no estaba respetando las normativas vigentes en la localidad para combatir el coronavirus.

La propia usuaria contó su experiencia a través de Facebook, explicando que el pasado domingo, 28 de marzo, se reunieron alrededor de una mesa un total de "once personas", cuando el máximo permitido era de seis: "Una chica se cachondeaba de que eran muchos y le pidió al camarero que le acercase la mesa precintada de al lado, cosa que hizo, para separarse un pelín si venía la Policía".

Ante este panorama, la joven remitió sus protestas a uno de los trabajadores del bar, quien llamó a la propietaria. Sin embargo, lejos de arreglar la situación, la dueña se limitó a quitarle hierro al asunto y defender que "eran convivientes", según la versión narrada por la clienta en su escrito. "Le digo si está de broma, que hay que tener más respeto, porque llevo sentada una hora en la terraza y ni se respetan la distancia entre las mesas ni el aforo. Su respuesta fue decirme quédate tranquila y te invito a la Coca-Cola", denuncia.

En ese momento se inició una discusión en la que la clienta le reprochó a la hostelera que "por culpa de gente como ella" los negocios del sector "sufren cierres día sí y día también" y que "después cuando cierren no se eche las manos a la cabeza". Según la versión del texto de denuncia de Facebook, el resto de usuarios del bar se posicionaron en contra de la dueña, quien habría respondido increpando a la joven y gritándole "que me vaya a mi casa o que mire cómo están las terrazas de Madrid".

La Policía Local acabó acudiendo al lugar tras la llamada de un vecino que, como explica la denunciante en su escrito, lo grabó todo en su móvil.

Para terminar, la clienta realizó un alegato en favor de los hosteleros que sí cumplen con las normas anticovid. "Este negocio es el claro ejemplo de lo que no hay que hacer. Y defiendo la hostelería de mi pueblo totalmente, por eso voy a sus locales, pero no voy a defender la hostelería a cualquier precio. Y muchas gracias a los que sí me hacen sentirme segura, al esfuerzo que hacen cada día y sobre todo a los negocios que sufren lo mismo que este y sí respetan las normas", sentencia.

Tensión en una terraza de Sanxenxo: "Quédate tranquila y te invito...
ç