La Deputación no colaborará en la ronda urbana si no cobra la deuda de Pasarón

El presidente de la Deputación, Rafael Louzán, salió ayer al paso de las declaraciones que efectuó el pasado jueves el concejal de Deportes de Pontevedra, Tino Fernández, en las que acusaba a la institución provincial de ocultarle información sobre las obras de remodelación del campo de fútbol de Pasarón (documentación entre la que se incluyen cerca de cien planos, parte del libro de incidencias, actas de recepción de las obras y la totalidad del segundo proyecto).

Louzán, muy dolido con las acusaciones vertidas por Fernández, defendió la «absoluta transparencia» a la hora de facilitar la información sobre los aspectos técnicos de la reforma de Pasarón y pagos correspondientes a los trabajos de reforma de las instalaciones.

«Se andamos a enredar, hai que lembrar que o Concello de Pontevedra nos debe 600.000 euros por estas obras», precisó. Está convencido de que el edil de Deportes intenta dar disculpas de mal pagador efectuando este tipo de acusaciones. «Cando un non quere pagar anda a enredar», apostilló.

El presidente provincial señaló que las mejoras que se acometieron en el campo de fútbol de Pasarón fueron consensuadas en su día por él y por el alcalde, Miguel Anxo Fernández Lores, y recogidas en un convenio de colaboración. Además, envió un ultimátum al regidor municipal. «Temos proxectos importantes cara ao futuro (con proyectos como el primer tramo de la ronda urbana, que conectará O Marco con el Centro Príncipe Felipe y Casas Novas-Mourente) e, se queremos avanzar, propóñolle a vía do consenso para resolver a débeda pendente de Pasarón».

Consiga AQUÍ la información completa

Comentarios