Martes. 18.09.2018 |
El tiempo
Martes. 18.09.2018
El tiempo

La Fiscalía descarta llamar a declarar a médicos y enfermeras en Pontevedra

PONTEVEDRA. El fiscal jefe de la Audiencia Provincial, Juan Carlos Aladro, aseguró a este periódico que está descartado que llamen a declarar a médicos y a enfermeros que trabajasen en el hospital Provincial en los años 60 y 70 por el asunto de los niños supuestamente robados durante el final de la dictadura franquista. Aladro se desmarca de este modo de la intención de la Fiscalía de Madrid, que anunció días atrás que llamará a declarar a los galenos y a las monjas (que entonces ejercían de enfermeras) que trabajaban en aquella época en los centros sanitarios. «Aquí no será necesario».

El fiscal jefe confirmó que hasta el momento tan solo ha recibido tres denuncias por este tipo de casos en Pontevedra, y explicó que «todos los casos están ya judicializados». Distinto es en Vigo, donde uno de los asuntos está pendiente aún de «pequeños flecos», según indicó Aladro Fernández.

Los casos de los niños perdidos en Pontevedra y en su comarca se multiplicaron tras la denuncia de una vecina de Pontecesures, que decidió buscar a un supuesto hermano suyo que le habrían robado en el hospital Provincial durante los años 60.A partir de su comparecencia pública (y de su denuncia efectiva en los juzgados de A Parda) fueron muchos otros los que se animaron a iniciar la recopilación de datos para buscar evidencias de un posible robo de sus allegados, aunque por ahora solo dos más completaron la denuncia.

Las monjas

La mayor parte de las personas que explicaron sus casos apuntaban a las monjas como principales sospechosas de orquestar la trama de los niños robados, que según se vio después, podría haber afectado a miles de bebés en los últimos años del franquismo.

Sin embargo, y a pesar de los esfuerzos de los familiares de las supuestas víctimas, ninguno de los médicos ni de las monjas que trabajaban en el Provincial por aquellos tiempos ofrecieron declaraciones acerca de los hechos.

Otro problema con el que se están encontrando tanto los familiares como los investigadores es que muchos de los posibles implicados en la trama, o son de avanzada edad, o incluso han fallecido, por lo que los testimonios sobre los hechos son escasos y poco fiables, en general.


La Fiscalía descarta llamar a declarar a médicos y enfermeras en...
Comentarios