UGT elevará el tono de sus protestas por los tres despidos en Limpisa

Concentración de sindicalistas y trabajadores de Limpisa, en Campolongo (Foto: Javier Cervera-Mercadillo)
photo_camera Concentración de sindicalistas y trabajadores de Limpisa, en Campolongo (Foto: Javier Cervera-Mercadillo)

PONTEVEDRA. UGT endurecerá las protestas por el despido de tres trabajadoras de Limpisa, la empresa adjudicataria del servicio de limpieza de la Xunta. Así lo anunciaron responsables del sindicato tras la protesta que durante la mañana de ayer protagonizaron frente al edificio administrativo de Campolongo, donde fueron recibidos por un responsable territorial del Gobierno gallego.

"O único que houbo foron boas palabras, tanto por parte da Xunta como por parte da empresa. Pero o certo é que, a día de hoxe, hai tres traballadoras despedidas e non temos información algunha sobre o por que real", aseguró el secretario comarcal de la Federación de Servizos de UGT, Delmiro Álvarez.

El sindicalista reprobó la actitud de la concesionaria y del propio comité de empresa en el conflicto abierto tras la rescisión de contratos, que se ejecutó a principios del pasado mes de febrero. "Limpisa non está a cumprir os pregos do contrato público ao que accedeu no seu día. Non se está a cumprir o reparto de horas. E a Xunta, como órgano contratante e responsable de controlar este contrato, non está á altura das circunstancias", explicó.

La nulidad. UGT ha reclamado ya por la vía judicial la nulidad de los tres despidos porque considera que los mismos responden a una "persecución sindical" y no a cuestiones de carácter económico, motivo esgrimido por la concesionaria del servicio autonómico para respaldar la medida. "As tres afectadas están relacionadas con este sindicato, que no seu día denunciou a rebaixa do un por cento do salario que se lle aplicou ao plantel de Limpisa como se fosen funcionarios. Finalmente, a Xustiza deunos a razón", apuntó Delmiro Álvarez.

Empleados y responsables de la organización volverán a concentrarse frente al edificio administrativo de la Xunta en Pontevedra el próximo 18 de abril. En la actualidad, en servicio de limpieza de Campolongo trabajan 18 personas.

Comentarios