domingo. 15.09.2019 |
El tiempo
domingo. 15.09.2019
El tiempo

"Lo hago por mí y por mi hija"

Mariscadoras de la cofradía de San Telmo se concentraron este viernes en la playa de A Seca. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
Mariscadoras de la cofradía de San Telmo se concentraron este viernes en la playa de A Seca. JAVIER CERVERA-MERCADILLO

Profesionales de todos los ámbitos secundan los paros y marchas para hacer visible la desigualdad

Alexandra González trabaja en el ámbito farmacéutico. Este viernes respaldó una de las protestas celebradas en Pontevedra con motivo de la jornada de huelga general del 8M. Llevaba a su pequeña en el colo mientras sujetaba un carrito de bebé. "Lo hago por mí y por mi hija. Quiero que tenga un futuro social y laboral mejor que el mío", aseguró.

Alexandra no fue la única que se movilizó para reivindicar los derechos de las mujeres. En la misma protesta estaba Celsa Nogueira, jubilada. "La situación no es buena. Se sufre discriminación", señaló.

El espíritu del 8M no solo se vivió en las calles, sino también en los centros de trabajo. Algunos tan peculiares como la playa de A Seca (Poio), donde este viernes faenaron las mariscadoras del fondo de la ría. La cofradía de San Telmo, con la Asociación de Mulleres a Pé, se concentró antes del inicio de su jornada para hacer visible su lucha. En sus pancartas podían leerse las siguientes frases: "Por ser mujer y desempeñas el mismo trabajo que un hombre, ¿por qué tengo que cobrar menos?", "Nosotras también somos buenas cirujanas, camioneras, juezas, abogadas...", "Trabajo fuera y en casa. Tú debes hacer lo mismo".

Sobre esta cuestión también se interesó la Deputación durante la concentración que protagonizó en el Pazo Provincial. En ella, la presidenta provincial, Carmela Silva, leyó un manifiesto con citas de pioneras del feminismo como Virgina Woolf o Simone de Beauvoir. En su arenga también incluyó figuras como la presidenta del Banco Santander, Ana Botín. Silva invitó a las presentes a "alzar a voz polas que xa non están, polas que van vir, por elas, por nós; por todas".

La Xunta también instó a romper los denominados techos de cristal y apeló a la "corresponsabilidade" en el ámbito familiar durante un acto presidido por la secretaria territorial, Ana Ortiz, en la sede de Campolongo.

"Lo hago por mí y por mi hija"
Comentarios