Jueves. 20.06.2019 |
El tiempo
Jueves. 20.06.2019
El tiempo

Acude a cobrarse una presunta deuda con el puño reforzado por una cadena

Exterior de los juzgados de A Parda. CHRISTIAN FERNÁNDEZ
Exterior de los juzgados de A Parda. CHRISTIAN FERNÁNDEZ

El hombre ha sido condenado a dos años de cárcel

Una pena de dos años de prisión por un delito de lesiones con instrumento peligroso. Ese es el dictamen del Juzgado de lo Penal 1 de Pontevedra en relación con los hechos cometidos por un vecino de Salvaterra do Miño que, en noviembre de 2014, acudió a cobrarse una presunta deuda con el puño reforzado con una cadena, pero no solo eso: lo utilizó para agredir brutalmente a la persona que, según él, le debía algo.

Los hechos sucedieron en las inmediaciones de un bar de la citada localidad del Sur de la provincia. La sentencia explica que el acusado, con antecedentes penales, "actuando con el ánimo de menoscabar la integridad física de la víctima, le propinó varios golpes en la cabeza con la mano, en la que tenía enrollada una cadena metálica".

A consecuencia de la agresión, el perjudicado sufrió dos heridas incisas en el cuero cabelludo de dos y cinco centímetros de longitud, respectivamente, para cuya sanidad, según detalla el dictamen, "precisó de la aplicación de 11 grapas, tardando en curar siete días no impeditivos, restándole como secuelas dos cicatrices longitudinales de aproximadamente tres centímetros cada una en la región parietal izquierda, apenas perceptibles al ser cubiertas por el cabello".

La sentencia incluye el abono de 1.010 euros en concepto de responsabilidad civil.

El acusado interpuso un recurso ante la Audiencia Provincial alegando error en la valoración de la prueba por parte del tribunal de instancia, un argumento que rechaza de plano el órgano jurisdiccional provincial al estimar que el auto está perfectamente fundamentado.

Acude a cobrarse una presunta deuda con el puño reforzado por una...