Alertan a la Policía por la presencia de okupas en las ruinas del antiguo bar Cortello

Los agentes acudieron al inmueble, en muy mal estado, ante el riesgo de derrumbamiento
Interior del inmueble que albergaba el bar Cortello. GONZALO GARCÍA
photo_camera Interior del inmueble que albergaba el bar Cortello. GONZALO GARCÍA

Agentes de la Policía Nacional adscritos a la Comisaría Provincial de Pontevedra se desplazaron a mediodía de este jueves con sus vehículos rotulados al inmueble que en su día albergó el bar Cortello, actualmente en estado completamente ruinoso, ante el aviso de vecinos de la zona que indicaban que personas ajenas al mismo habían entrado a modo de okupas.

Los funcionarios policiales que llegaron al lugar efectuaron una inspección ocular en la que no apreciaron la presencia de ninguna persona en una edificación que, por otra parte, se halla en muy mal estado, sin prácticamente techo y con las paredes apuntaladas.

El riesgo de que se venga abajo fue el principal motivo de que la Policía insistiese, hasta que consiguió localizar a un presunto okupa en el interior del mismo, que salió por su propio pie sin causar mayores contratiempos.

El tapiado de esta y de otras edificaciones ruinosas se hace muy necesario para evitar peligro para los ciudadanos.