jueves. 29.10.2020 |
El tiempo
jueves. 29.10.2020
El tiempo

ÁLEX ROVIRA, EMPRESARIO, ESCRITOR Y CONFERENCIANTE

"Tan importante es saber programar como saber escuchar"

Álex Rovira, este miércoles. DP
Álex Rovira, este miércoles. DP
'Educar es amar'. Así se titulaba la charla que ofreció el empresario, escritor y conferenciante Álex Rovira en Afundación. La cita formaba parte del ciclo 'Educación siglo XXI', un foro de encuentro entre expertos, familias y profesorado

Álex Rovira, este miércoles. DPAutor del libro Amar, así como otras obras de ensayo y literatura, el escritor, empresario y conferenciante habló de los vínculos entre las personas, no solo en las relaciones de pareja, sino también entre compañeros de trabajo o en las familias. El ponente abordó una de las ideas de su libro, una nueva forma de entender y promover la energía más poderosa de las personas: la que nos une a las demás. El amor es comprender, cuidar, inspirar. También en las escuelas.

¿Falta amor en las aulas?
No se puede generalizar, porque hay docentes que tienen una enorme capacidad de amar e inspirar. Lo que tenemos que saber primero es qué es el amor. Primero, es saber valorar y comprender la singularidad de, en este caso, el alumno. En segundo lugar, amar es cuidar, y, en tercer lugar, es inspirar. Sin duda tenemos maestras y maestros que saben comprender, cuidar e inspirar a sus alumnos. En los tiempos que corren es importante señalar la importancia de la inteligencia psicoafectiva para que los alumnos salgan bien formados en competencias. Hay instituciones que están innovando muchísimo y otras que siguen con un sistema tradicional. Las hay que conjugan muy bien el verbo amar y otras que, seguramente, tienen voluntad de hacerlo y se sumarán a ese tren con el paso del tiempo. ¿Es usted de los que cree que es necesaria la educación emocional en las aulas? Sí. La inteligencia emocional es muy importante, la social, la psicoafectiva, la colaborativa... ¿de qué nos sirve una persona con gran talento si tiene un mal talante? Para que una persona tenga posibilidades de realización en la vida no solo tiene que estar bien formada, sino también bien educada. A veces te encuentras con la paradoja de tener a gente muy formada pero maleducada, como Donald Trump, y viceversa, personas educadas que no tuvieron el privilegio de acceder a una buena formación. Las dos funciones tienen que trenzarse, la educación tiene que pivotar más en el hogar y la formación en la escuela. El problema a veces es que hay familias que ceden las dos funciones a la escuela y luego se quejan, por lo tanto lo importante es saber que para crear a un buen ciudadano tiene que concurrir una buena educación y formación, y en esto tiene que contribuir también la tribu, la sociedad.

Talento
"¿De qué nos sirve alguien con talento si tiene mal talante? No solo hay que estar formado, también educado"

¿Habría que mejorar la relación entre profesorado y familias?
Yo creo que, en general, la gran mayoría de los padres tienen resppeto por los docentes, aunque habrá alguno confundido que haya hecho una dejación de funciones y cuando hay algún problema no admiten ni el advertimiento de la corrección. Ahí hay que hacer pedagogía con los padres. No hay niños difíciles, lo difícil es ser un niño sano en entornos donde no hay comunicación, ni afecto, donde hay prisas... En general, la figura del maestro es muy valorada, en otras culturas quizás más que aquí. Iniciativas como las que hoy (por ayer) nos congregan pretenden subrayar esa relevancia. Este es el camino necesario que revierte en una mejora social. Se trata de que, como sociedad, demos un paso adelante hacia la madurez, la solidaridad, la bondad, la gratitud... hacia los valores que crean valor. Al final, el futuro será lo que nuestros hijos e hijos sean mañana.

¿Está de acuerdo con convertir a los profesores en una autoridad?
Creo que es importante el respeto y el reconocimiento, ya no hablo de autoridad. Si se pierde el respeto se pierde la confianza, el compromiso, la calidad, la excelencia, la transformación y la evolución. Si una sociedad no respeta a quien transmite conocimientos entra en barrena, Si eso prevalece, una cultura se construye.

Humanidades
"Si vamos cojos de humanidades y de humanismo, la sociedad enferma y vamos a la miseria social y económica"

Más allá de la educación, en su libro habla del amor como ese vínculo que nos une con las personas que nos rodean, pero a veces los vínculos no son posibles. ¿Cómo se maneja el desamor?
Es importante comenzar bien, mantenerse, pero también es importante poder separarse bien. Hay muchos estudios que dicen que los problemas entre seres humanos no nacen de condiciones objetivas, sino de tres grandes elementos de contaminación psicológica que son los prejuicios (yo no veo al otro, lo juzgo), las falsas creencias (yo en la relación asumo cosas que no son) y las predicciones (lo que yo creo que los demás creen sobre mí). Si las personas tuvieran una pedagogía en la línea de lo que hablamos hoy, no tendríamos tantos problemas. Cuando el amor se va, hay que hacer honor al vínculo, pero no es necesario entrar en la dialéctica del odio o el desprecio para justificar el fin de una relación.

Al fin y al cabo eso es vivir, que es lo que también debería aprenderse en las escuelas.
Claro. Y por eso es alarmante que las humanidades vayan perdiendo peso. Tan importante es saber programar un ordenador como saber escuchar y saber hablar. En relación a la palabra hay cuatro habilidades, leer, escuchar, escribir y hablar. Se enseña a leer y escribir, pero no a escuchar y hablar. Si vamos cojos de humanidades y de humanismo, la sociedad enferma y vamos a la miseria moral, que lleva a la miseria económica.

"Tan importante es saber programar como saber escuchar"
Comentarios