lunes. 03.08.2020 |
El tiempo
lunes. 03.08.2020
El tiempo

ANTONIO BUDIÑO

"La gente ha visto que Vox no se come a nadie y que no es un partido 'guerracivilista"

Antonio Budiño, candidato de Vox al Congreso por Pontevedra. DP
Antonio Budiño, candidato de Vox al Congreso por Pontevedra. DP
Reconoce que haber pasado de 500 a 28.000 votos en solo cuatro años es un éxito, pero evita dar un pronóstico sobre los resultados que obtendrá su partido en las elecciones generales del 10N, a las que acuden "con la misma ilusión", dice Budiño

¿Cómo han cambiado las expectativas de Vox respecto a los pasados comicios?
Soy militar y, como tal, muy pragmático. No hablo de expectativas ni hago pronósticos. Hace seis meses no me creía las expectativas sobre el boom de Vox porque soy una persona que tiene los pies en el suelo, pero reconozco que fue un éxito lograr pasar en Pontevedra de 500 votos en las generales de 2015 a 28.000 en las últimas elecciones. Hemos llenado Balaídos.

Pero no han obtenido escaño.
Es cierto, pero hemos conseguido tener representación. Más que hablar de expectativas nuestra labor está en el trabajo día a día. La gente es la que manda cuando deposita su papeleta en la urna. Los españoles somos muy raros en esto de votar. Estamos en la misma línea, ofreciendo el mismo programa. No vendemos humo porque las 100 medidas que ha anunciado Vox hace seis meses se están plasmando en iniciativas parlamentarias. Acudimos a estas nuevas elecciones con la misma ilusión y proyecto. La gente ha visto que este partido no se come a nadie y que no es guerracivilista.

"La exhumación de Franco ha sido una cortina de humo, un espectáculo lamentable que montó el Gobierno"

¿Percibe en la calle una mayor afinidad hacia Vox?
Todavía es pronto para sentir esa sensación. Aún estamos en precampaña, dedicándonos a la preparación de estrategias. A lo mejor dentro de diez días, cuando empiece a salir por ahí y me empiece a mostrar le puedo contestar a esta pregunta. No soy político y no tengo experiencia en esta cuestión. A lo mejor la gente que me habla es la que me vota, pero si cuento la que habla no llego a 50.000 votos. No llevo la antena puesta en este aspecto. Cuando comience la campaña me enfocaré en mantener reuniones con los sectores que lo deseen para contarnos sus vicisitudes. Cuando me reúno con gente en vez de pedir el voto me dedico a escuchar porque yo no voy vendiendo la burra. La gente ya conoce el programa que les ofrecemos y lo único que puedo hacer es tomar nota de las cuestiones que nos plantean. Lo de vender alfombras no va conmigo.

¿Cómo ve los problemas que hay en Cataluña tras la sentencia del procés?
Es muy preocupante, como lo está viendo cualquier español. Vox ya ha pedido que se aplique la Ley de Seguridad Nacional porque consideramos que lo que está pasando en Cataluña es motivo de excepción. Lo que más preocupa es la inacción por parte de aquellos que tienen el poder ejecutivo, las medidas legales y los recursos humanos y materiales para restaurar el orden. Parece que solo se habla de la gente que está en la calle y que tiene derecho a manifestarse, quemar contenedores y agredir a los miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, pero ¿qué pasa con los derechos de la gente que quiere trabajar o ir a estudiar a la universidad? Estamos dando por normal lo anormal. Hemos visto imágenes de cuatro terroristas urbanos que levantaron una barricada con el propio mobiliario de la universidad para impedir el paso a los estudiantes que querían entrar al centro. ¿Qué han hecho los rectores? Suspender las clases, cuando lo normal sería que pusieran los medios necesarios para evitar que esos cuatro alborotadores se salgan con la suya. Estamos invirtiendo los términos, y la gente que madruga, que trabaja y que a veces trasnocha para seguir trabajando no puede seguir ejerciendo este derecho porque otros lo están haciendo para impedírselo. Esto es de locos.

¿Qué opina sobre la exhumación de Franco?
Ha sido una cortina de humo, un espectáculo lamentable que montó el Gobierno de Pedro Sánchez, con alrededor de 500 medios de comunicación que retransmitieron la exhumación a medio mundo por tierra, mar y aire. No se trataba de un tema político porque consistió en la exhumación de un cadáver. Ha sido una falta de respeto a la privacidad, sobre todo a la de la familia, que ha visto como se vulneraba su derecho a la intimidad.

"La gente ha visto que Vox no se come a nadie y que no es un...
Comentarios