Los arquitectos llaman a la calma y dicen que el CTE actual "garantiza la seguridad"

El COAG apela a conocer el resultado de la investigación y recuerda que hay controles exhaustivos en los inmuebles a través de las ITE regulares que garantizan la seguridad
Obras en un edificio de la comarca.   JOSÉ LUIZ OUBIÑA
photo_camera Obras en un edificio de la comarca. JOSÉ LUIZ OUBIÑA

El voraz incendio que arrasó dos edificios en Valencia en menos de una hora ha puesto bajo la lupa el tipo de revestimiento que envuelve estas construcciones en las ciudades. A la espera de que se conozcan las causas del fuego que dejó, hasta el momento, diez fallecidos, los especialistas hacen un llamamiento a la calma.

El presidente de la delegación pontevedresa del Colegio de Arquitectos de Galicia, Anselmo Villanueva, apeló a la prudencia y al resultado de la investigación, pero quiso hacer un llamamiento a la tranquilidad sobre la existencia de revestimientos realizados con materiales similares al del incendio de Valencia (según las primeras declaraciones, poliuretano) en los edificios de las ciudades como Pontevedra. "Queremos hacer una llamada a la tranquilidad porque lo que pasó no pasaría a día de hoy. Desde el año 2002 el Código Técnico de Edificación (CTE) incluye cortafuegos cada cierta distancia y otras medidas de seguridad", destacó Anselmo Villanueva.

El presidente de los arquitectos pontevedreses destacó que el material utilizado en Valencia es "un proyectado de poliuretano que tiene una capacidad de combustión mayor en presencia de la llama". Desde la entrada en vigor del CTE de 2002, este "cayó en desuso fuertemente". "Hoy en día es más frecuente el uso de lana de roca o los poliestirenos XPS y EPS", añadió el representante del COAG.

De todas formas, Villanueva recordó que el uso de este material no está prohibido y apeló a esperar a conocer el resultado de la investigación para emitir un juicio de valor.

Por otra parte, el presidente del COAG de Pontevedra recordó que a través de las Inspecciones Técnicas de Edificios se realizan controles exhaustivos del estado de los inmuebles para garantizar su seguridad y ante la avalancha de preguntas que el COAG recibió el viernes 23 hizo una reflexión. "Me preguntan si los revestimientos son seguros ¿Una bombona de butano es segura? ¿El gas natural es seguro? Ahí pasó algo excepcional. Hay una investigación en curso y antes de plantearse nada hay que conocer lo que ha pasado", concluyó.

Los arquitectos técnicos apelan a la prudencia

También el Consejo General de la Arquitectura Técnica de España (CGATE) ha pedido "prudencia a la hora de expresar opiniones no fundamentadas" sobre el incendio en dos edificios de viviendas en Valencia, hasta conocer los resultados de las investigaciones que aclaren la composición del sistema constructivo y las causas del siniestro.

Así lo ha manifestado este viernes 23 el CGATE, que expresó su consternación por el "devastador" incendio en los edificios de viviendas de 14 plantas en Valencia, que ha dejado hasta el momento diez fallecidos y una persona desaparecida.

Los arquitectos técnicos también se han querido sumar al mensaje de tranquilidad a la sociedad, destacando que la legislación española "es garantista desde el punto de vista constructivo".

Así, explican que el Código Técnico de la Edificación "es un marco legislativo muy restrictivo, que está sujeto a procesos de actualización y modernización constantes".

Comentarios