Viernes. 21.09.2018 |
El tiempo
Viernes. 21.09.2018
El tiempo

Una batida en Xeve se salda con tres jabalíes espantados y un cuarto abatido

El grupo de cazadores, con varios perros, que salió a buscar a los jabalíes. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
El grupo de cazadores, con varios perros, que salió a buscar a los jabalíes. JOSÉ LUIZ OUBIÑA

La celebración del campeonato de triatlón impidió realizar la actividad cinegética en Cerponzóns, donde estaba prevista, para capturar a los animales que destrozan los cultivos

La batida de jabalíes que estaba previsto realizar este domingo en la parroquia de San Vicente de Cerponzóns, autorizada por la Xunta de Galicia, tuvo que trasladarse a San André de Xeve, debido a que una de las pruebas del campeonato de triatlón celebrado durante la mañana transcurría por un tramo situado en dicha parroquia. "É unha causa de forza maior", explicó el presidente de la Sociedade de Caza do Campo, Álvaro Fontenla, que también pertenece a la Asociación de Caza Pontillón do Castro. "Non é lóxico que coincidamos cazadores e deportistas", apuntó a última hora del sábado, cuando se tomó la decisión definitiva de suspender la batida en Cerponzóns.

Los vecinos habían solicitado a la Xunta la posibilidad de ir a por los jabalís, a los que culpan de continuos destrozos en cultivos de la parroquia, y lograron el permiso. Fontenla apunta que los daños no se circunscriben a dicha parroquia, sino que se extienden por San André y Santa María. "Hai danos en todas las zonas".

Dos cazadores dirigen a los canes hacia el monte. JOSÉ LUIZ OUBIÑA

Los cazadores se pusieron en marcha nada más abrir el día. "Estivemos buscando e atopamos restos dos xabaríns en moitos sitios, pero non é fácil atopalos". Ya a las once de la mañana se inició la batida propiamente dicha, en la que también participaron los perros de caza junto a 13 hombres, pertenecientes a las dos sociedades cinegéticas mencionadas.

Fontenla explicó que tres jabalís huyeron espantados y lograron atravesar el río Lérez, mientras que un cuarto fue abatido por las armas de fuego. "Haber habíaos en máis sitios, pero con tanta calor os cans non podían seguir", por lo que la batida concluyó sobre la una y media de la tarde. "Avistáronse bastantes e hai restos de moitos máis".

Es por ello que las batidas continuarán durante los próximos fines de semana en las zonas de Cerponzóns, Verducido y Xeve en las que existe constancia de la presencia de dichos animales, a los que los vecinos culpan de los destrozos en sus cultivos, sobre todo de maíz, a escasas semanas de iniciar la recolección.

Una batida en Xeve se salda con tres jabalíes espantados y un...
Comentarios