viernes. 04.12.2020 |
El tiempo
viernes. 04.12.2020
El tiempo

La belleza y la destreza equina conquistan Campañó

Un momento del certamen equino. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
Un momento del certamen equino. JAVIER CERVERA-MERCADILLO

La ruta por el monte de O Castrove y los concursos de la X Gala Hípica 'Virxe Peregrina' reunieron a cerca de 300 caballos

El hipódromo de Moldes, en Campañó, se convirtió este domingo en el epicentro del mundo equino gallego con motivo de la celebración de la décima edición de la Gala Hípica Virxe Peregrina. El recinto ecuestre fue una auténtica pasarela en la que los animales exhibieron su destreza y su mostraron su belleza al numeroso público que presenció el desarrollo de un concurso morfológico y de una gimkana, ésta última la novedad de la programación.

Un momento del certamen equino. JAVIER CERVERA-MERCADILLO - Gala Hípica Virxe Peregrina, en Campañó1La jornada arrancó con una ruta de 26 kilómetros por la ladera del monte de O Castrove que batió el récord de participación con respecto a ediciones anteriores. Alrededor de 180 jinetes de distintas edades partieron del hipódromo a las 10.45 horas para efectuar un recorrido que finalizó en este mismo lugar a las 14.00 horas después de pasar por el municipio de Meis y ascender hasta el alto de A Escusa, en Poio.

"Esta actividad fue un éxito porque el tiempo nuboso no invitaba a ir a la playa. Aunque en principio estaban escritos 137 participantes a última hora se apuntaron 40 jinetes más", explicó el presidente de la Asociación Cabalar de Campañó, Manuel Ruibal. La mayoría de los participantes, que recorrieron las pistas forestales, procedían de distintas localidades de la provincia de Pontevedra, mientras que alrededor de 30 llegaron a Campañó procedentes de Ribeira y Rianxo (A Coruña).

Un momento del certamen equino. JAVIER CERVERA-MERCADILLO - Gala Hípica Virxe Peregrina, en Campañó2

COMPETICIÓN. El Concurso morfológico que se desarrolló en las instalaciones de la Comunidade de Montes contó con caballos procedentes de ganaderías de distintos municipios, entre ellos Ponte Caldelas, Vilagarcía de Arousa, Ribeira y Santiago. Hubo muchos animales de pura raza española fueron los más , mientras que la menor participación fue la de potros de pura raza árabes.

En la gimkana, que se estrenó en la programación de la Gala Hípica, los jinetes tuvieron que sortear una serie de obstáculos en zig zag, efectuar cambios de velocidad y coger unas anillas situadas en medio de la pista de carreras para, después de efectuar una vuelta, volver a dejarlas en el lugar donde se encontraban.

La belleza y la destreza equina conquistan Campañó
Comentarios