El BNG se quedó a 6.628 votos de arrebatarle el undécimo escaño al PP en Pontevedra

El voto emigrante hace casi imposible un cambio en la provincia
Alfonso Rueda, votando en el Centro Galego de Tecnificación Deportiva de Pontevedra. RAFA FARIÑA
photo_camera Alfonso Rueda, votando junto a su esposa y sus hijas. RAFA FARIÑA

En la noche del pasado domingo, el último diputado de la provincia de Pontevedra costó 20.603 votos, según la Ley D’Hont, y se lo adjudicó el Partido Popular. Fue el undécimo escaño de la lista que encabezó Alfonso Rueda y le permitió a los populares mantener el mismo resultado de hace cuatro años, contra lo que pronosticaban algunas de las encuestas de la última semana de campaña, que veían posible la pérdida de esa undécima silla del PP en el Parlamento gallego.

No ocurrió así y, visto lo visto, tampoco era nada fácil que ocurriese. El partido que más cerca se quedó de disputar ese último asiento del PP en O Hórreo fue el Bloque Nacionalista Galego. Pero le habrían hecho falta a los nacionalistas 6.628 votos más de los obtenidos para que el cociente de su noveno diputado fuera mayor que el undécimo de los populares.

Esa diferencia de varios miles de votos hace prácticamente imposible que en el recuento de los escrutinios de la emigración se produzca algún cambio en la provincia de Pontevedra, como ocurrió en 2020, cuando el PP le arrebató al PSOE el último escaño en juego en la provincia por una diferencia de tan solo 400 votos.

Esta vez la cantidad de sufragios que precisaría el BNG, sin que a su vez el PP aumentase su resultado por el voto exterior, hacen la misión practicamente inalcanzable.

Según los datos oficiales, para estas elecciones autonómicas votaron 29.300 gallegos desde el extranjero, un 6,15% del total de los 476.514 que forman parte del Censo Electoral de los Residentes Ausentes (CERA).

Los resultados de este voto, que por primera vez después de trres comicios autonómicos no ha sido rogado, se darán a conocer el 26 de febrero. En el 2020 habían votado 5.404 personas, un 1,17% del censo de residentes ausentes; mientras que en 2016 habían sido 10.777 y en 2012 un total de 12.954. La mayor participación se registró en 2009, cuando el voto extranjero atrajo a 101.708 electores, un 30,2% del total.

Por el momento se desconoce el voto extranjero desgranado por provincias. Lo que sí se sabe es que la circunscripción de Pontevedra tiene 138.182 posibles votantes, por los 164.842 de A Coruña, los 103.832 de Ourense y los 69.658 de Lugo.

Comentarios