El Concello proyecta la reforma del parque forestal de O Pontillón do Castro

La mejora será de mayor calado a la realizada hace dos años tras las quejas de los vecinos de Verducido por su mal estado de conservación
undefined
photo_camera Parque infantil en O Pontillón do Castro, en la parroquia de Verducido. DAVID FREIRE (ARCHIVO)

El Concello de Pontevedra proyecta la reforma del parque forestal de O Pontillón do Castro. Así lo avanzó este domingo el concejal del Rural, Alberto Oubiña, quien explicó que los servicios municipales trabajan ya en el diseño de las actuaciones previstas en esta zona, situada en la parroquia de Verducido.

La intervención será de mayor calado a la realizada hace dos años, cuando se invirtió 7.252,74 euros en labores de adecentamiento de este enclave. Aquella obra urgente se llevó a cabo tras la presión de los vecinos, que habían protestado por los problemas de mantenimiento que presentaba esta área de ocio y esparcimiento ubicada al lado del embalse.

"Estamos ultimando unha renovación dos aspectos que están peor logo de dez anos", dijo Oubiña en referencia a las obras que se hicieron en O Pontillón en 2010, que costaron 590.000 euros.

Este enclave natural, que cuenta con una superficie de 50 hectáreas, ha llamado la atención de la iniciativa privada. En 2019, la asociación Outeiro do Castro aseguraba haber recibido la oferta de una empresa privada para instalar en la zona un camping autosostenible.

La recuperación de los montes de Pontevedra queda finalista en un premio de biodiversidad de la FEMP tras las obras en A Fracha y A Tomba

La instalación se ubicaría en terreno comunal, concretamente en la explanada donde la parroquia celebraba la Festa do Canteiro. La iniciativa debería contar con el visto bueno del Concello. En caso de que el proyecto saliese adelante deberá ajustarse a la normativa dictada por la Xunta. El terreno del camping deberá estar delimitado y dotado de las instalaciones y servicios destinados a facilitar la estancia temporal en tiendas de campaña, remolques habitables, autocaravanas o cualquier elemento similar fácilmente transportable, así como en cabañas de madera y en elementos habitables tipo casa móvil o bungaló, y que cumplan los requisitos que se establezcan de forma reglamentaria.

PREMIO. El anuncio de las mejoras en O Pontillón do Castro coincide con el reconocimiento que el tercer Premio de Buenas Prácticas Locales por la Biodiversidad, organizado por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), hará a Pontevedra por su red de parques periurbanos, entre los que se encuentran las áreas forestales de Verducido, A Fracha (Marcón, Tomeza y A Canicouva) y A Tomba (Campañó).

En su categoría de Infraestructura verde, la iniciativa pontevedresa ha quedado finalista, por detrás de la candidatura del Río Segura, en Murcia, que se ha llevado el primer premio. El concejal del Rural, Alberto Oubiña, recogerá el próximo miércoles en Madrid el trofeo acreditativo durante un acto oficial.

"Para o concello, este recoñecemento supón un apoio máis á política forestal que se está levando a cabo estes últimos anos. A aposta polo traballo conxunto coas comunidades de montes, a recuperación dos montes para empregalos como espazos de convivencia e produción sostible e, por suposto, como alternativa de ocio, fai que os parques forestais comecen a ser recoñecidos e visitados tamén desde fóra de Pontevedra", explica el edil del BNG.

Ultimando el contrato de mantenimiento 
El edil del Rural, Alberto Oubiña, aseguró que el Concello ultima los detalles para licitar el contrato de mantenimiento de los tres parques forestales de Pontevedra. El objetivo es que el servicio se active en 2022. 

538 hectáreas 
Los parques forestales suman 538 hectáreas: 406 en A Fracha, 82 en A Tomba y 50 en O Pontillón do Castro. 

1,4 millones de euros 
Las obras para crear áreas forestales en Marcón, Tomeza, A Canicouva, Campañó y Verducido costaron 1,4 millones de euros.