Martes. 25.09.2018 |
El tiempo
Martes. 25.09.2018
El tiempo

Condenan al Sergas por el primer fallecido por la bacteria pseudomona en Montecelo

Médicos del CHOP dando explicaciones en 2014 sobre las tres muertes. R.F.
Médicos del CHOP dando explicaciones en 2014 sobre las tres muertes. R.F.

La sentencia establece una indemnización de 114.411 euros para los familiares de la víctima al entender que el hospital no adoptó las medidas preventivas necesarias para evitar el contagio del paciente

El Juzgado de lo Contencioso número 3 acaba de condenar al Sergas a indemnizar con 114.411 euros a los familiares de un vecino de A Parda de 50 años que el 20 de octubre de 2014 se convirtió en el primer ingresado en el Hospital Montecelo que fallecía tras infectarse con la bacteria pseudomona. Ese mismo año perderían la vida otros dos pacientes por el mismo motivo.

La familia de M.A.T.M. había presentado una reclamación ante la Consellería de Sanidade reclamando 134.000 euros en concepto de indemnización, al entender que no se habían adoptado las medidas preventivas necesarias para evitar ese contagio.

Un año después, el departamento autonómico desestimó esa solicitud, por lo que se abrió un proceso contencioso-administrativo que acaba de resolverse a favor de los demandantes.

La sentencia recoge los planteamientos de ambas partes pero le da una especial relevancia al informe del doctor José Luis Díez Montero, especialista en Medicina del Trabajo y máster en valoración del daño corporal y en enfermedades transmitidas por vectores y saneamiento ambiental, aportado por la familia del difunto y cuyo testimonio ha resultado clave.

El experto ha analizado pormenorizadamente todas las circunstancias que rodearon a la muerte del paciente y ha concluido que no se valoró correctamente el tratamiento pautado ni se aplicó un protocolo especial.

Y es que M.A.T.M. ingresó en Hematoloxía el 30 de septiembre de 2014 para someterse a un trasplante de células madre, un procedimiento relativamente habitual para contraatacar enfermedades malignas de la sangre.

Sin embargo, en ese área se había detectado cuatro meses antes un caso de bacteria pseudomona. Pese a ello, el Sergas no solo lo mantuvo en una zona de especial predisposición al contagio (sobre todo en una persona que iba a quedarse con las defensas a cero), sino que incluso fue trasladado por diversas dependencias del hospital "en una silla de ruedas, sin abrigar, sin guantes y con mascarilla", según denunciaron sus familiares.

CONCLUYENTES. La resolución judicial hace suyas las conclusiones del especialista, en el sentido de que no sólo se produjo una ausencia de información suficiente al paciente antes de someterle al proceso quirúrgico, sino que "además se le ingresó en unas condiciones de riesgo muy superior al habitual, como se ha visto, lo que condicionó seriamente, con un alto nivel de protagonismo de la deficiencia o apresurada asistencia sanitaria (por más que el tratamiento fuera el indicado en este supuesto), el resultado final, su contagio con pseudomona, que causó su fallecimiento pocos días después".

La sentencia no es firme y es probable que el Sergas presente un recurso ante el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia.

Condenan al Sergas por el primer fallecido por la bacteria...
Comentarios