martes. 21.09.2021 |
El tiempo
martes. 21.09.2021
El tiempo

La covid no puede con las vacaciones de verano en las Rías Baixas

Turistas se hacen fotos de sus vacaciones. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
Turistas se hacen fotos de sus vacaciones. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
El día a día de los veraneantes no ha cambiado a pesar de la pandemia ►Los turistas no dejan de hacer cosas, eso sí, "con precaución"

POR LA MAnANA_ REPOR EN SANXENXO RUTINAS TURISTAS_ CON ANTAR_ 682290429_ Hablar con el para ir juntosPrimer fin de semana del verano —y, en general, primeros días— en el que los termómetros en las Rías Baixas alcanzan temperaturas lo suficientemente altas como para ir a la playa sin plantearse coger una sudadera "por si refresca". Además, esta ola de calor, que superó los 33 grados en Pontevedra, coincide con cambio de quincena, por lo que miles de turistas de toda España llegaron, a partir del viernes, a los pueblos y ciudades de Pontevedra para pasar sus vacaciones buscando buen clima, bonitos paisajes y playas paradisíacas.

Sin embargo, no es novedad que desde el de 2020, los veranos no son como solían ser: mientras que hace dos años eran épocas de fiestas, de cenas familiares, de reuniones con amigos o verbenas; ahora los abrazos son choques de codo, lo más cerca que se puede estar es a metro y medio y se acabó lo de bailar en las discotecas, al menos, sobre el papel.

Además, añadiendo el aumento de contagios en el área sanitaria de Pontevedra, la situación epidemiológica es mucho más delicada en lugares que ven multiplicada su población durante los meses de verano. De hecho, el Sergas ha registrado la cifra más alta de nuevos casos en el área desde que comenzó la pandemia: 263 en 24 horas.

Algunos turistas consideran que el ocio nocturno tiene que "mejorar" sus restricciones

A pesar de las abundantes restricciones, los visitantes inundan las comarcas pontevedresas en busca de desconexión. De hecho, este año no se busca dejar atrás el trabajo o el calor en las vacaciones, sino que también, aunque sea por un momento, pretender que la pandemia no existe y simular que todo ha vuelto a ser como solía.

POR LA MAnANA_ REPOR EN SANXENXO RUTINAS TURISTAS_ CON ANTAR_ 682290429_ Hablar con el para ir juntosEso sí, "con cuidado", coinciden todos los turistas que han decidido pasar sus días libres en el pueblo turístico por antonomasia de las Rías Baixas, Sanxenxo. Las familias no han dejado de venir a la provincia a pasar unos días, como es el caso de la de María Teresa y su hija Cristina, quienes aseguran que, con el estallido de la covid-19, su estancia en Sanxenxo —tan asidua que hasta tienen un piso en propiedad en la zona— "ha cambiado un poquito, pero no excesivamente".

La familia de Ponferrada y Madrid explica que no hay nada que hayan dejado de hacer, eso sí, con más "precaución". De hecho, para Cristina, la "nueva normalidad" incluso juega a su favor: "En mi caso ha venido bien. Debido a la pandemia tengo teletrabajo al 100%. Eso me ha permitido trabajar desde aquí y, entonces, cuando antes venía 15 días, ahora puedo venir todo un mes".

POR LA MAnANA_ REPOR EN SANXENXO RUTINAS TURISTAS_ CON ANTAR_ 682290429_ Hablar con el para ir juntosÁlvaro Ares y Asier Seijas son dos amigos que durante el año no se pueden ver mucho: Álvaro es de Ourense, y Asier, de Bilbao. Cuadran sus vacaciones para, como el resto de años, verse en verano. Estos jóvenes tampoco han notado mucha diferencia por las restricciones: van a la playa durante todo el día y, de noche, salen de fiesta. "Hemos salido igual estos días, con restricciones y con cuidado, pero sí", explica Ares, que además opina que, en cuanto a las restricciones en el ocio nocturno, no deberían "aumentar", sino "mejorar".

Es verdad que con un simple vistazo a la playas o chiringuitos puede parecer que nada, o muy poco, ha cambiado. En los arenales, llenos a rebosar en las playas más solicitadas, muchos de los bañistas optan por quitarse las mascarillas y disfrutar del sol sin correr el riesgo de que pueda quedar la marca blanca de la mascarilla en la zona de la boca. Sin embargo, algunos de los visitantes sí han cambiado sus hábitos vacacionales por culpa del coronavirus:

POR LA MAnANA_ REPOR EN SANXENXO RUTINAS TURISTAS_ CON ANTAR_ 682290429_ Hablar con el para ir juntosMercedes Silva (Madrid) y su nieto bajan a la playa de Silgar casi a la una del mediodía, porque se van a "mojar y subir de nuevo a casa". De hecho, le preocupa la ausencia de mascarillas en la playa, y recuerda las parcelas individuales que se instalaron en la playa de Sanxenxo en 2020 con "pena" por no haberlas mantenido este verano. Por el contrario, instalaron "sombrillas y hamacas para ganar pasta", lamenta. Es más, aparte que su rutina de playa se haya visto afectada, estas vacaciones están "metidos en casa". La familia no se arriesga a salir a cenar o tomar algo por miedo a contagiarse entre la muchedumbre.

POR LA MAnANA_ REPOR EN SANXENXO RUTINAS TURISTAS_ CON ANTAR_ 682290429_ Hablar con el para ir juntosEn cambio, Amparo Ernesto no ha notado grandes cambios en sus vacaciones familiares en la costa pontevedresa. La familia ourensana viene a veranear todos los años, y asegura que hacen "lo mismo pero con más precauciones". Su día a día: "Venimos a la playa, paseamos, estamos en casa... vida normal. Luego vamos a cenar por ahí también", explica. Con todo, reitera de nuevo que esta "vida normal" la hacen con "más cuidado".

La covid no puede con las vacaciones de verano en las Rías Baixas
Comentarios
ç