jueves. 02.12.2021 |
El tiempo
jueves. 02.12.2021
El tiempo

Denunciados dos menores por beber alcohol en la zona vieja y en el Recinto Feiral

Asistentes al 'botellódromo' del Recinto Feiral. DAVID FREIRE (ARCHIVO)
Asistentes al 'botellódromo' del Recinto Feiral. DAVID FREIRE (ARCHIVO)
El operativo policial del fin de semana incluyó sanciones a un local de Valentín García Escudero por incumplir el horario y a otro de Cruz Gallástegui por ocupar con su terraza más espacio del permitido

El Concello de Pontevedra dio este lunes por "resoltos" los problemas de convivencia en el casco histórico desde la reapertura del botellódromo del Recinto Feiral el pasado 15 de octubre. Lo hizo por boca de su portavoz, Anabel Gulías, que aseguró que se mantendrá el refuerzo policial para garantizar que la zona vieja "sexa un espazo de convivencia múltiple" entre vecinos, ocio nocturno y negocios que desarrollan su actividad en este ámbito. La programación musical en este ámbito continuará esta semana.

El operativo del pasado fin de semana registró la mayor parte de sus incidencias durante la jornada del sábado, en la que se denunció a dos menores por consumir alcohol en el Recinto Feiral y en el casco histórico. La propuesta de sanción para cada uno de ellos puede llegar hasta los 601 euros.

Las autoridades locales también intervinieron en un local de la Praza de Valentín García Escudero, que cometió una infracción al incumplir el horario previsto por la normativa. El establecimiento tenía licencia de bar y estaba funcionando con las reglas horarias de un pub, tal y como confirmaron este lunes fuentes policiales a este periódico.

El Concello da "por resoltos" los problemas de convivencia en el casco histórico desde la reapertura del 'botellódromo'

La última de las propuestas de multa afectó a un bar de la calle Cruz Gallástegui, al que se le abrió un expediente por ocupar con su terraza más espacio del permitido. La ordenanza de veladores fija un límite de mesas y sillas y determina los metros de calle que pueden ocupar los bares.

HOSTELEROS Y VECINOS. Los hosteleros reconocen que el botellódromo está funcionando y que, gracias a él, están desapareciendo poco a poco las aglomeraciones de jóvenes en el centro. Eso sí, el ambiente fue intenso durante todo el fin de semana. Tanto es así que Daniel Lorenzo, presidente de Hoempo, asegura que "hubo mucho ambiente por la zona" pero "todos cumplieron con las normas". En este sentido, Lorenzo cree que "la ampliación de aforos en el ocio nocturno también ayudó a que se notase más gente y a que todos trabajamos bastante bien".

Sensación similar ha tenido Bárbara García, de la Plataforma Afectados Covid Pontevedra, que confirma que "fue un fin de semana bueno, pero tranquilo", ya que "venimos de un puente, vamos hacia otro y estamos a final de mes, por lo que la gente no sale ni gasta tanto".

Los hosteleros hablan de fin de semana "tranquilo" y los vecinos piden policías de paisano y cámaras en los puntos calientes de la movida

En zonas como la calle Pai Luis o Pai Sobreira, donde habitualmente se juntaban los jóvenes para beber, apenas se registraron incidentes. Sin embargo, García confirma que "a partir de las 21.00 horas ya empezamos a ver movimiento y vemos a gente con botellas". "¿En qué momento los jóvenes van a dejar la comodidad del centro para irse al botellódromo cuando se les ha permitido campar a sus anchas por el centro? Desde luego, no se ha hecho nada para evitar eso y ya se han adueñado de los espacios", afirma.

Mientras los hosteleros valoran positivamente la actitud de la juventud el pasado fin de semana, el malestar entre los vecinos no cesa. Residentes de la Enfesta de San Telmo aseguran que con el botellódromo "solo se soluciona una parte del problema, ya que después de ir al Recinto, vuelven a la zona". Es por ello, que piden "más vigilancia, con policías de paisano, y la instalación de cámaras en algunas zonas críticas".

Además, los vecinos proponen al Concello "hacer un estudio independiente que analice cuáles son los problemas de la zona", porque, de seguir así, "el casco histórico se quedará vacío, sin vecinos".

Denunciados dos menores por beber alcohol en la zona vieja y en el...
Comentarios
ç