Martes. 25.09.2018 |
El tiempo
Martes. 25.09.2018
El tiempo

Detectan un incremento de los suicidios entre los policías nacionales

Los comisarios Alonso (izquierda) y Manuel Bouzas (derecha) durante la charla. DAVID FREIRE
Los comisarios Alonso (izquierda) y Manuel Bouzas (derecha) durante la charla. DAVID FREIRE

La Fundación de Huérfanos del Cuerpo destaca la importancia del apoyo psicológico a quienes sufren la pérdida de un progenitor

La Fundación Huérfanos del Cuerpo Nacional de Policía está formada por más de 36.000 agentes que ayudan socialmente a los familiares de sus compañeros fallecidos para mejorar su entorno familiar, bienestar personal y laboral.

Su presidente, el comisario Gonzalo Alonso, visitó este miércoles la Comisaría Provincial para recabar apoyos y recordó que, además de las víctimas en acto de servicio, en los últimos tiempos ha aumentado la tasa de suicidios entre los funcionarios, una situación que les preocupa notablemente.

"Los policías tenemos siempre un arma a nuestra disposición y en un momento delicado, bien por estrés en el trabajo, bien por una ansiedad en el ambiente familiar, te puede pillar un momento bajo que te haga quitarte la vida. Y en lo que llevamos de año hemos constatado un incremento muy preocupante de las cifras", indicó, para elogiar, a continuación, la destacada labor de los equipos de psicólogos de la fundación, "porque en esos casos a las parejas y los hijos de las víctimas les queda una gran sensación de culpa, de si pudieron haber hecho algo más por evitar ese trágico desenlace".

Esa es, precisamente, una de las funciones principales del colectivo, la asistencia emocional y psicológica a los huérfanos, que viene a reforzar la ayuda económica que también se ofrece. "La edad tope para beneficiarse de ellas son los 30 años, pero en el caso de las 329 personas con discapacidad, la atención es vitalicia", aclara.

24 huérfanos. Actualmente, en la provincia de Pontevedra reciben ayuda un total de 24 huérfanos de la Policía Nacional. A nivel nacional, el colectivo presta atención a un total de 1.319 huérfanos: 990 menores de 30 años y 329 con algún tipo de discapacidad.

"Nos encontramos con que nuestra labor es muy desconocida", expuso Gonzalo Alonso. De ahí la jornada informativa en la Comisaría para tratar de recabar apoyos a las líneas de ayudas que ofrecen y solicitar las aportaciones de los agentes, que son de un 0,5% del salario base más los trienios, por lo que oscila entre tres y ocho euros al mes aproximadamente.

En el caso de Pontevedra, hay 645 policías que colaboran con esta causa. Alonso reconoció que desde 2010, "como consecuencia de la crisis y los recortes salariales", cuentan con menos apoyos que antes. "Creemos que muchas veces no se colabora porque no saben lo que hacemos", dijo.

Detectan un incremento de los suicidios entre los policías nacionales