domingo. 19.09.2021 |
El tiempo
domingo. 19.09.2021
El tiempo

Enseñanzas que no caben en un libro

Cuatro profesores que ejercen en Pontevedra y Portas en diversas etapas educativas figuran entre los 175 nominados a los premios Educa Abanca, a los que se presentaron más de 1.100 propuestas de toda España. Sus claves: innovación, espíritu crítico, cercanía con el alumnado e implicación con las familias

Carmen Quinteiro, Luis Arceo, Modesto Martínez y Lidia Gómez son los profesores pontevedreses o con alguna vinculación con la ciudad y su área, que figuran entre los 175 nominados para los Premios Educa Abanca al Mejor Docente de España 2021, según anunció ayer la organización, integrada en Afundación, a través de su página web, www.plataforma.educa.org.

La entidad ha recibido 1.178 propuestas procedentes "de todos los rincones de España" para elegir a los mejores docentes en las distintas categorías, por parte de su propio alumnado o de las familias, en el caso de Educación Infantil y Primaria.

El próximo 30 de octubre se publicará el listado de los diez finalistas en cada categoría y el 15 de noviembre se conocerán las puntuaciones obtenidas por cada uno de ellos. Quien logre la más alta de cada modalidad se llevará la distinción.

En la categoría de Educación Infantil hay 31 nominados, dos de ellos gallegos. Ana Belén Rodríguez Robledo, del CEIP Mestre Vide –Ourense– y Lidia Gómez Fraga, maestra principal en la EEI de Lantaño –Portas–.

Entre los seleccionados figuran 16 docentes que imparten clase en centros educativos de Galicia, entre ellos los pontevedreses

En la de Educación Primaria figuran Carmen Quinteiro Moreno, docente en el CEIP A Xunqueira I –Pontevedra–, quien ya había sido nominada en la edición anterior, en la que logró el cuarto puesto de toda España; y Luis Arceo Vilas, quien acaba de trasladarse de este mismo colegio al CEIP Praza de Barcelos, donde ocupa el puesto de director desde el pasado 1 de julio. Entre los 49 seleccionados en esta categoría figuran otros tres representantes gallegos: Jessica Rodríguez Piñeiro –CEIP Doutor Suárez, de Fornelos de Montes–, Laura Vázquez García –CEIP Manuel Villar Paramá, de A Estrada– y Miguel Hernández Nores –CEIP Plurilingüe Nº1 de Tui–.

En la modalidad de Educación Secundaria y Bachillerato hay 26 seleccionados, tres de ellos procedentes de institutos gallegos: el conocido director del IES Antonio Fraguas, de Fontiñas –Santiago–, Carlos Encisa de Sá, y dos representantes del IES San Paio de Tui: Francisco Javier Jardón Abal y Miguel Ángel Abraira Pérez.

En cuanto a la categoría de Universidad hay seis gallegos entre los 59 docentes nominados de toda España. Entre ellos figuran dos de la Universidade de Vigo: Modesto Martínez Pillado, profesor de la Escola de Enfermería en Pontevedra, y María Isabel Ferreiro González, quien da clase en la Facultade de Ciencias da Educación de Pontevedra, además de en el máster de Profesorado, aunque tiene su despacho en Ourense. Los demás son Alexandre Sotelino Losada y Fernando Fraga Varela, de la Universidade de Santiago de Compostela, y Juan Jesús Romero Cardalda y Manuel Escourido Calvo, de la Universidade de A Coruña.

Lidia Gómez Fraga | Maestra de la escuela unitaria de Lantaño (Portas) 

Sin nombre

"Despois deste ano tan duro, é unha alegría"

Lidia Gómez (Vigo, 1973), vive en Dorrón y en sus 21 años de trayectoria en la enseñanza pública dio clase en varios colegios de Sanxenxo –Portonovo, A Florida y Vilalonga–, así como en As Covas –Meaño– y Xeve, pero desde hace cuatro años su aula está a casi 30 kilómetros, en la escuela unitaria de Lantaño –Portas–, donde este curso tuvo a diez alumnos de entre tres y cinco años. Gracias al apoyo de sus familias es una de las nominadas al premio a mejor docente de España.

"Ou paras ou buscas outro camiño", la recomendación médica para enfrentarse a su hipersensibilidad química y al estrés, fue lo que la animó a cambiar un bullicioso colegio por una tranquila escuela rural. Por eso la calma es fundamental para su alumnado, al igual que la filosofía o la danza. "Filosofía para nenos é un programa no que levo traballando moitos anos", para promover "o pensamento crítico e coidadoso" sin dejar de lado la lectoescritura o la lógica matemática "desde o enfoque do descubrimento" y, fundamental, "que lles sirva o que aprenden". "Se o fago ben ou non teñen que xulgalo as familias".

Y así lo hicieron, proponiéndola para el premio. "Sinto unha emoción contida, non sei se rir ou se chorar. No primeiro que pensei foi nos meus familiares que xa non están. É un recoñecemento non só ao meu traballo, senón a toda a educación infantil e á escola rural. Despois dun ano tan duro -subraya-, para os nominados deste ano é como un remanso de pazo, un alivio", pero también "un subidón, unha alegría, porque con que haxa un alumno ao que chegue o meu traballo xa é unha honra".

Aunque a priori las escuelas unitarias podrían haber llevado los protocolos anticovid de una manera más relajada que otros centros más saturados, "a tensión paseina eu, co medo, ou a prevención, de que non se contaxiara ningún neno", sobre todo después de un susto a principio de curso. "Elaborei un protocolo moi estrito, porque se se chega a contaxiar algún avó e mesmo morrer ía levar iso sempre na mochila".

Es por eso que, a pesar de que "nunha unitaria sempre podes ser unha mestra máis cercana, como sempre quixen", la pandemia obligó a modificar proyectos como Filodanza o a optar por pupitres individuales. "Para min iso foi o peor e o vindeiro curso pinta mal, pero agora o que prima é a prevención. O peor foi non dar apertas, pero traballamos co sorriso e coa mirada a pesar das máscaras".

Modesto Martínez Pillado | Docente en la Escola de Enfermería

Sin nombre

"A educación pídenos orixinalidade"

Modesto Martínez Pillado (Cambados, 1965) tiene una trayectoria profesional en la que la docencia llegó a medio camino, hace apenas 20 años, cuando abandonó el fútbol profesional –llegó al Pontevedra CF en 1997 tras militar en el Arosa, Lugo, Compostela y Mensajero– y tras cursar un máster de Economía de la Salud en la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona. "Ofrecéronme a docencia en 2001 e despois dunha longa traxectoria en diversas universidades", como las de Castilla La Mancha, La Laguna o la propia Pompeu Fabra, en 2020 se incorporó a la Escola Universitaria de Enfermaría da Deputación Provincial de Pontevedra, adscrita a la Universidade de Vigo, donde imparte la materia Metodoloxía da investigación, una tarea que compagina con su otra profesión, la de médico.

"Claro que non" se esperaba la nominación a estos premios, pero más allá de la propuesta de su estudiantado, Pillado cumple con los criterios que exigía la convocatoria: "ter determinada publicación científica de calidade, participar en proxectos de educación altruista noutros países e participar en distintos grupos de innovación na educación sanitaria", explica.

Ahora se siente "demasiado afagado" y muy contento con el "estupendo grupo" al que dio clase este pasado curso. "Sobrepuxéronse ás dificultades de seguir o curso a distancia, iso ten moitísimo mérito". La clase se dividió en tres grupos que se turnaron para recibir una parte presencial y otra online. "Unha das cousas que fixemos e da que nos sorprendeu o resultado foi un minicongreso nun día de clase. Tiñamos acceso a moita xente confinada que podía participar".

De su paso por la Universidad destaca que "agora estamos infinitamente mellor que cando empecei. Os medios son moi superiores e toda esta xeración de estudantes é infinitamente mellor que a nosa. Imos polo bo camiño, con máis medios, máis interese, máis preparación e a posiblidade de mellorar os resultados co alumnado".

En sus planes a medio plazo figura el de continuar con la docencia, "que me encanta" y con la previsión, según lo acordado por la Universidade de Vigo, que las clases serán presenciales el próximo curso. "A educación vainos pedir orixinalidade e unha docencia máis atractiva e sinxela que distingue o importante do accesorio. Un labor que temos que facer os docentes para axudarlle ao alumnado".

Carmen Quinteiro Moreno | Maestra de Educación Primaria en el CEIP Xunqueira I de Pontevedra

Sin nombre

"En setembro terei un novo reto; non me podo acomodar"

Carmen Quinteiro (Pontevedra, 1970) repite por segundo año consecutivo como nominada en la categoría de Primaria, en la que el año pasado logró el cuarto puesto. "É un regalazo e unha mostra de cariño inmenso", confiesa junto a La Vieja Escuela, donde sus antepasadas impartieron clase a niños de Bora hace más de un siglo.

La nominación fue "unha alegría" después de un curso complicado en el que las familias, a través de su propuesta, insistieron en reconocer "proxectos educativos baseados na diversidade, na inclusión, no pensamento crítico, reflexivo e creativo... A idea do premio é esta: unha didáctica que lles gusta, que ven que os seus fillos e fillas están contentos".

Este curso fue tan duro como especial, pues supuso la despedida de este grupo con el que llevaba seis años –tres de Infantil y tres de Primaria–. "Rematou moi ben fundamentalmente pola ilusión do meu grupo. Eu tiña días malos e en canto chegaba, asamblea... Esa sensación que teñen de que isto vai rematar. Iso é o que tira".

Las rutinas se modificaron "o mínimo" para adaptarlas a los protocolos anticovid, pero "seguimos cos nosos mércores, xoves e venres de actividades diferentes. Buscamos como continuar do xeito máis normalizado posible, pero foi complicado".

Quinteiro cree que la visibilidad que otorgan estos galardones "achégate a máis persoas que non sabían de ti, pero basicamente eu seguín facendo o mesmo, os proxectos coa Universidade... Si se nota nas redes sociais, estudantes de Ciencias da Educación que te seguen, que che preguntan onde facer as prácticas... Ao premio deille a importancia de saber que tiña que seguir apostando por ese tipo de actividades".

Si de algo podría servir de inspiración es para aquellos estudiantes de magisterio que "teñen esas ideas de base e non queren perdelas. Iso de ver que pasados os anos poden seguir apostando polo que agora entenden que pode funcionar. Nas charlas da universidade sempre digo que isto non é un método, que o primeiro é o coñecemento dun mesmo e a partir de aí ver o que poden ofertar. A min entusiásmame o mundo da arte e parto de aí".

De cara al próximo curso "é outro reto", pues "cambio de grupo e radicalmente cambian as circunstancias e a diversidade que vou ter na miña aula. Volvo atoparme coa oportunidade de coñecer un grupo moi diverso e tratar de aprender o que aínda non sei, que é moito. Non me podo acomodar". Su alumnado de septiembre tiene seis años, "unha idade preciosa". Lo que tiene claro es que avanzarán en el proyecto conjunto con la docente de Infantil Mary Durán, con las actividades del Museo y de la huerta. "Grazas ao que nos dicían, de canto aprendían, soubemos que tiñamos que seguir por aí. Ao final os que che abren as portas non son as eminencias das teorías pedagóxicas, senón a xente que tes na aula. Cando che din ‘estaba enferma y quiso venir igual’ é unha referencia de que están a gusto e aprendendo".

Tiene claro también que, pese a todo, "seguiremos mantendo a cercanía a pesar das distancias", una idea que tiene en común con su compañero Luis Arceo y con Lidia Gómez, "coa que coincidin no cole de Xeve. Ela é desas profes marabillosas que están nas unitarias, e que fai un traballazo incrible, como o de Filosofía con nenos e con nenas". Ella apenas pisó una unitaria, en sus inicios como docente. "Substituín a Doña Concha na unitaria de Santa Cristina de Vea e recordo o cariño que lle tiñan os nenos e as nenas e as familias, que me falaban dela. E eu pensara: encantaríame que o día de mañá alguén tivera esa confianza en min". Dicho y hecho.

Luís Arceo Vilas | Maestro de Primaria en el CEIP A Xunqueira I y Nuevo Director del CEIP Praza de Barcelos

Sin nombre

"O importante é que leven ferramentas para o futuro"

Luis Arceo Vilas (Lleida, 1969) se crió en Santiago de Compostela y desde hace 26 años reside en Pontevedra. El CEIP A Xunqueira I fue su primer destino en la enseñanza pública y a donde regresó tras pasar por los colegios de Carballedo –Cotobade– y Vilalonga –Sanxenxo– y de impartir clase una década en Bachillerato. Ahora vuelve a despedir este centro para asumir un nuevo reto, la dirección del CEIP Praza de Barcelos, un colegio "referente na cidade e con grandísimos compañeiros". De A Xunqueira se lleva, además, el cariño de su alumnado de 6º de Primaria y de sus familias, que lo propusieron para este premio.

Fue una "sorpresa total" que se llevó después de que él mismo sorprendiera a la clase llevándola de excursión a las islas Cíes porque en el último tramo del curso "estiveramos traballando con áreas protexidas, parques naturais... Facemos un traballo moi asambleario". La labor del maestro es "guiar" al alumnado "cunha metodoloxía innovadora" en la que caben "clases abertas, dinámicas e participativas" para que en el paso al instituto "leven as cabezas ben amobladas e ferramentas para o futuro, algo máis importante que as cousas curriculares", dice apelando a su experiencia en Bachillerato. "Os contidos repítense e o que interesa é o espíritu crítico, facelos copartícipes da clase, que eles escollan temas... Debatimos temas do máis diverso, organizan exposicións, crean empresas, elixen as datas dos exames... Hainos que facer responsables e estas son iniciativas vencelladas ao mundo quep nos rodea".

Lo fundamental, reitera, es "que sexan capaces de desenvolverse o día de mañá". Suyos son proyectos como la actividad de escritura en fin de semana cuyo resultado comparten los lunes con aplausos incluidos o el supermercado que hace dos años organizaron en clase para aprender desde matemáticas a ciencias sociales o alimentación saludable. "A educación de hoxe en día, se non a entendemos así, con metodoloxías innovadoras que deixen ao alumnado con ganas de facer máis, mal vamos".

Se muestra "moi orgulloso" del trabajo de la clase, de su "comportamento exemplar" en pandemia y de sus familias. "Isto é algo que te enche. Xa non preciso máis. Agora é cuestión de baremación pero eu o premio xa o teño. Estou tremendamente agradecido". El trato próximo y que los escolares salgan de clase con una sonrisa son innegociables. "É fundamental que trates de chegar a eles" y, "aínda que soe a topicazo, a colaboración das familias, sobre todo neste curso", marcado por la pandemia y los estrictos protocolos, en el que nadie se quedó atrás ni tampoco hubo horario gracias a –o por culpa de– las nuevas tecnologías. "Poder solventar dúbidas en calquera momento e que as familias estean conectadas é fantástico".

Aunque en el CEIP Praza de Barcelos, donde ya ejerce de director, no tiene tutoría asignada para el próximo curso, no dejará de lado su vertiente puramente docente. "Imos poñer en marcha un plan de excelencia para todos os grupos con materias multidisciplinares a través dos contratos-programa, deixando as portas abertas para aquel alumnado que quede con ganas de máis e poder facelo partícipe da súa formación. Xa que temos unha menor rateo nos cursos máis baixos, que repercuta positivamente. Hai que dar o 120%".

Enseñanzas que no caben en un libro
Comentarios
ç