Hacienda dispara un 15% su recaudación en Pontevedra

Solo en el IRPF, el fisco se embolsó en la oficina local un 41% más este febrero que el último febrero antes del estallido de la pandemia ► Aunque el consumo local cayó casi 5 puntos, el IVA recaudó este año un 11,2% más que en el arranque de 2021
Los pontevedreses han pagado este año a Hacienda en el arranque del año, más que nunca en los últimos 20 años. RAFA FARIÑA
photo_camera Los pontevedreses han pagado este año a Hacienda en el arranque del año, más que nunca en los últimos 20 años. RAFA FARIÑA

El dato nacional de la inflación, 9,8% de subida en marzo, es el más alto de las últimas cuatro décadas. Con los precios disparados en España por la crisis energética, la reciente huelga de transportes, la falta de materias primas y, ahora, también por la guerra en Ucrania, el consumo de las familias cayó casi cinco puntos porcentuales solo en el último mes.

En pleno debate sobre si este escenario invita a una moderación fiscal o a medidas alternativas capaces de contener el efecto de la inflación en las economías domésticas, los últimos datos de Hacienda en Pontevedra resultan demoledores.

El resumen es difícil de digerir: los ingresos de las familias caen, los precios suben casi hasta los dos dígitos y la pérdida de poder adquisitivo comienza a hacer mella en el consumo. Pero la caja de Hacienda se llena más que nunca. De hecho, la recaudación de 2022 es ya la mayor de los últimos 20 años.

Solamente en febrero, la oficina fiscal de Pontevedra, que atiende a una población próxima a los 300.000 habitantes, ingresó 114,4 millones de euros. Este nivel de acopio es un 14,82% mayor que en el mismo mes de 2019, antes del estallido del coronavirus. Aquel febrero previo a los confinamientos y al estado de alarma Hacienda había recaudado en su sede local 99,6 millones.

En el 2020 fueron 105, en febrero de 2021 cayó el nivel hasta los 103 y este año el fisco vive una de sus mayores recuperaciones desde el año 2000. Cada día se están recaudando en Hacienda 300.000 euros más de los pontevedreses que antes de la crisis sanitaria

¿Cuáles son las causas de este inusual aumento? Según los datos de la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT) lo único que cae es la recaudación por el Impuesto de Sociedades, justo el que grava la actividad empresarial.

Por contra, los que tienen que ver con las rentas de las personas físicas y con el consumo soportan la mayor tensión alzista. Así, el Impuesto de Sociedades está contribuyendo la mitad de lo que aportaba en 2019.

Sin embargo, el IRPF recaudó 23,6 millones el pasado febrero (último mes computado en Hacienda), lo que significa un 41% más que en 2019, un 21% más que en 2020, o casi un 18% por encima de lo que aprovisionó al fisco en 2021.

El IVA, el otro gran factor fiscal relativo al consumo y, además, el impuesto más lineal, por el que todos pagan lo mismo con independencia de su nivel de rentas, recaudó en febrero 90,9 millones de euros entre los pontevedreses.

Fue un 10,9% más que los 81,9 recaudados en el mismo mes de 2019. En el año 2020 se pagaron 82,6 millones y, en febrero del pasado ejercicio, 81,7.

Jamás en las últimas cuatro legislaturas democráticas Hacienda había obtenido tantos ingresos en la oficina de Pontevedra. Hace una década, en 2012, la caja local de los tributos no llegaba a los 98 millones en febrero.

Los índices que la Agencia Tributaria ha hecho públicos en los últimos días están en plena sintonía con los cálculos realizados el pasado día 6, cuando se abrió oficialmente la campaña de la renta (IRPF) relativa al ejercicio fiscal de 2021.

Ese día, fuentes oficiales del Ministerio hacía públicas sus previsiones y señalaban que con la Campaña de la Renta 2021 está previsto recaudar en Pontevedra un 19,5% más que el último ejercicio.

La estimación significa conseguir al menos 20 millones de euros más. Así se desprendía de los datos publicados el pasado miércoles por el organismo estatal coincidiendo con el inicio de la campaña y la apertura del plazo de presentación de declaraciones a través de Internet.

España: la AEAT inició el año con un récord de recaudación
En España, según los últimos datos oficiales de la Agencia Tributria, los ingresos homogéneos del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas aumentaron en febrero un 15,5%, tasa similar a la de los ingresos totales.

Las retenciones sobre rentas del trabajo y actividades económicas aumentaron ese mismo mes un 13,6%, superando en tres puntos el incremento del mes de enero (10,6%) que ya había sido alto gracias al aumento de los ingresos de las pymes relativos al cuarto trimestre de 2021. 

Por su parte, los ingresos homogéneos del Impuesto sobre Sociedades se incrementaron un 56,5% hasta el mes de febrero.

Y los ingresos homogéneos del IVA aumentaron un 22,6%. Este crecimiento es similar al registrado por los ingresos totales (20,5%), consecuencia de un aumento del 22% en los ingresos brutos y del 29,4% en las devoluciones realizadas en estos dos meses.

Además, los ingresos homogéneos por Impuestos Especiales crecieron en el primer bimestre de 2022 un 8,6 por ciento.

La Airef calculó que la inflación desmedida que sufre España está siendo positiva para la Agencia Tributaria, que debido al aumento de los precios está recaudando al año unos 3.500 millones de euros adicionales.

Cada contribuyente, 400€ al mes

Antes de la pandemia la aportación mensual de cada pontevedrés a las arcas tributarias no llegaba a los 335 euros por todos los conceptos

Los algo más de 144 millones de euros recaudados en la oficina pontevedresa de Hacienda el pasado mes de febrero significarían una media de 385 euros por cada uno de los casi 300.000 contribuyentes que atienden estas dependencias.

Hace solo tres años, antes de que la crisis sanitaria lo cambiara todo, la aportación mensual de cada ciudadano estaba ligeramente por debajo de los 335 euros en Pontevedra.

Es cierto que en el total de lo recaudado por Hacienda están las aportaciones empresariales, los impuestos especiales o las tasas fiscales que se pagan por las exportaciones.

Pero el aumento de la presión fiscal es significativo teniendo en cuenta la tensión inflacionista actual y el riesgo de estanflación que los economistas apuntan como una posibilidad real, un fenómeno consistente en la coincidencia de una etapa inflacionista con un escaso crecimiento económico general del país y una destrucción de las tasas de empleo.

Por ahora, las cifras del mercado laboral son las que mantienen alejado el riesgo de estanflación en España.

En todo el monto recaudado por Hacienda en su oficina de Pontevedra el pasado mes de febrero, 0,1 millones de euros provinieron del pago de rentas de no residentes, y 1,2 millones por las tasas del tráfico exterior.

En el conjunto del Estado, la Agencia Tributaria inició 2022 con récord de ingresos tras la negativa del Gobierno a deflactar las tarifas de los impuestos o reducir la carga fiscal. Entre enero y febrero, los ingresos por impuestos aumentaron un 21,4%. Solo en febrero, los ingresos tributarios ascendieron a 23.361 millones, un 15,1% más que en el mismo mes de 2021.

El aumento de la recaudación supera ya en estos primeros meses los 7.400 millones de euros. Esta cantidad es mayor que el total de la dotación que el Gobierno ha puesto encima de la mesa para el plan de choque anunciado por el presidente Pedro Sánchez (que dispuso un total de 6.000 millones de euros). 

Con estos datos fiscales en claro ascenso, el paquete del Gobierno se ve ya neutralizado por el aumento de los ingresos en los dos primeros meses del año.

Comentarios