Sábado. 23.03.2019 |
El tiempo
Sábado. 23.03.2019
El tiempo

Herida leve una mujer tras desprenderse unas piedras de la fachada de la librería El Pueblo

El impacto no fue directo, por lo que las consecuencias fueron, en principio, menores

 

 

Efectivos del Parque de Bomberos de Pontevedra trabajaron durante el mediodía de este martes en la fijación de la fachada de la librería El Pueblo, en la rúa San Román, después de la caída del suelo de un balcón del inmueble.

El desprendimiento de varias piedras que se produjo en el edificio causó lesiones leves a una mujer que transitaba por el lugar, una zona muy concurrida al enlazar la Praza da Ferrería con la zona de A Verdura.

Al parecer, el impacto no fue directo, por lo que las consecuencias fueron, en principio, menores. La Policía Local colaboró con los Bomberos en la intervención.

Tras lo ocurrido, el Concello cerró durante la mañana el tráfico rodado y peatonal en la calle. Además, hasta allí se trasladó el servicio de Arquitectura municipal que acordó apear todo este cuerpo volado. De hecho, el piso en el que se encontraba el balcón está deshabitado a día de hoy.

Se apuntalará el balcón del edificio y posteriormente será retirado

Por su parte, la librería El Pueblo permanece cerrada este martes por el fallecimiento de su cofundador, Roberto Fernández. Una situación que evitó que se concentrase clientela en la zona.

El servicio de Arquitectura contactó –siguiendo el procedimiento de emergencia– con la empresa ACEVI que será la encargada de apear toda la estructura. Los trabajos comenzarán este martes partes por la tarde, apuntalando el balcón para garantizar la entrada al edificio de las personas que residen en él. Seguidamente continuará con la retirada del balcón.

Al mismo tiempo, también se actuará en el primer arco de la Praza da Ferraría –el más inmediato al número 10, donde se encuentra el establecimiento comercial Clarita– pero que da a la fachada de la rúa San Román. En la visita los técnicos municipales detectaron una grieta importante y ante el temor de que las bajas temperaturas puedan causar daños mayores en el espacio público, se acordó su apuntalamiento.

En este momento no está autorizado pasar por debajo de este arco.

El Ayuntamiento espera que las obras de retirada y apuntalamiento puedan hacerse lo antes posible y poder volver a abrir la calle con normalidad en la jornada de este miércoles y jueves. Así, tanto clientes como vecinos deberán acercarse a la rúa San Román por la Praza da Verdura. 

Herida leve una mujer tras desprenderse unas piedras de la fachada...