Miércoles. 18.07.2018 |
El tiempo
Miércoles. 18.07.2018
El tiempo

La hostelería tendrá seis meses para retirar los toldos de sus terrazas

Imagen de una terraza en Pontevedra. JAVIER-CERVERA MERCADILLO
Imagen de una terraza en Pontevedra. JAVIER-CERVERA MERCADILLO

El Concello está a punto de aprobar la nueva normativa de veladores, que no ha recibido ninguna alegación

El sector de la hostelería dispondrá de un plazo de seis meses para retirar los toldos de sus terrazas. El Concello está a punto de aprobar de forma definitiva el nuevo reglamento de veladores, que ha superado la fase de exposición pública sin ninguna alegación. Así lo han confirmado fuentes municipales, que explican que las nuevas reglas empezarán a aplicarse una vez publicadas en el Boletín Oficial de la Provincia. En el caso de las cubiertas que invadan el espacio público, el Concello dará medio año de margen a los empresarios para que las supriman.

Solo los negocios con autorización expresa del Concello y aquellos que estén en el límite de la zona vieja se librarán de la prohibición de los toldos.

El reglamento también permitirá, sin embargo, la instalación de "paravientos" en las terrazas. Estos paneles laterales podrán colocarse siempre y cuando reúnan una serie de características. No podrán medir más de 1,5 metros de alto, tendrán que ser estructuras móviles y su instalación estará más controlada en la zona de los Soportais de A Ferrería para evitar que se conviertan en un obstáculo para los peatones que circulan por esta área cubierta.

La intención del Gobierno local es que este tipo de estructuras no se conviertan en prolongaciones de cafeterías, bares, restaurantes o panaderías. También se evitarán feísmos estéticos, además de los citados problemas de movilidad.

Hasta ahora, la prohibición de los cierres solo se aplicaba a los negocios que tenían toldos anclados al suelo. Aunque el reglamento en vigor, del año 1997, impide esta práctica, lo cierto es que muchos establecimientos siguen saltándoselo.

HORARIO. La normativa de terrazas afectará al horario, que será único. La instalación de mesas y sillas podrá hacerse dos horas antes, a las nueve de la mañana, y no a las once, como hasta ahora. Su recogida se mantendrá casi igual, hasta la una y media de la madrugada.

La presencia de los veladores en la calle podrá ampliarse en épocas de especial interés para los bares, como Entroido, San Xoán, Feira Franca o durante los puentes festivos. Para ello, el alcalde deberá aprobarlo por medio de un bando.

La hostelería tendrá seis meses para retirar los toldos de sus...