viernes. 30.07.2021 |
El tiempo
viernes. 30.07.2021
El tiempo

La segunda jornada de huelga bloquea todas las líneas de autobús

Autobuses aparcados en las dársenas de la estación de Pontevedra
Autobuses aparcados en las dársenas de la estación de Pontevedra
El servicio se reanuda este jueves en todos los trayectos ►Los sindicatos anuncian huelga indefinida a partir del martes si no hay acuerdo

Si la primera jornada de huelga en el transporte público de viajeros por carretera dejó en tierra a miles de usuarios del autobús en la comarca de Pontevedra y alrededores, la segunda, celebrada este miércoles, provocó la paralización absoluta de todas las líneas, tanto las regulares como las dedicadas al transporte escolar.

Trabajadores y sindicatos lograron bloquear la actividad por segundo día consecutivo. La Xunta de Galicia tan solo constató el funcionamiento de siete de los 42 servicios mínimos establecidos a nivel de la provincia y reveló que el 86% de los autobuses que estaban previstos para el transporte escolar no acudieron al lugar de trabajo. Sin embargo, para los sindicatos incluso estos datos se quedaron cortos.

El responsable de Transporte de la CIG, Xabier Aboy, aseveraba a última hora de la jornada que el éxito de la convocatoria había sido del cien por cien: "só teñen que saír á rúa e mirar se pasa algún autobús". "O primeiro día houbo algo de movemento en Ponte Caldelas, pero hoxe (por el miércoles) nin sequera iso", añadió.

El portavoz sindical incidió en que la huelga se desarrolló sin "ningún problema" y sin incidentes reseñables. Lo único destacable de la jornada es que la Guardia Civil volvió a escoltar al autobús que traslada a los funcionarios a la prisión de A Lama y que, entre otros agentes externos a la protesta, se presentó en la terminal de autobuses "un delegado" de la Xunta del área de transportes "para revisar os servizos mínimos".

VUELTA. El servicio se reanudó este jueves en todas las líneas, respetando las paradas y los horarios habituales. La gran duda es qué ocurrirá a partir de la semana que viene. Los sindicatos mantienen sobre la mesa la convocatoria de huelga indefinida a partir del martes, en el supuesto de la que Xunta se mantenga en sus trece y no llegue a acuerdo con la patronal y los representantes de los trabajadores. "A día de hoxe a Consellería non deu ningunha explicación. O que sabemos é que o venres había un preacordo e que o sábado chama por separado ás partes e rompe o consenso sin preaviso. Se ten algo de razón, debería chamar para volver a sentarse a negociar e empezar a rectificar. O demais é perder o tempo e ocasionar molestias".

El enfrentamiento se debe al plan de transporte que ha impulsado la Xunta para intentar capear la caducidad decretada en todas las concesiones de autobús a raíz de una sentencia judicial. El Ejecutivo gallego propone reordenar las líneas y compaginar el transporte escolar con el de viajeros convencionales. La primera fase afecta a las líneas cuyas concesionarias han presentado su renuncia para seguir adelante con el servicio a partir del 7 de agosto. Sin embargo, la conversión del transporte escolar en líneas regulares y las previsiones de gastos no convencen ni a patronal ni a trabajadores. "É evidente que é insufrible que existan liñas que leven dous ou catro pasaxeiros ao día, pero as contas que botan eles non son certas e os traballadores non son parvos". Los sindicatos auguran que el plan provocará la pérdida de empleos y el cierre de las empresas más pequeñas. Así, están dispuestos a celebrar nuevas jornadas de huelga.

La segunda jornada de huelga bloquea todas las líneas de autobús
Comentarios
ç