Louis deja hasta 43 l/m2 de agua en la comarca y rachas de viento de 85 km/h

En Pontevedra cayeron casi 20 litros por metro cuadrado. La borrasca de este viernes trae consigo descenso de temperaturas y alerta en el litoral
La borrasca Louis dejó este jueves intensas lluvias en la Boa Vila. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
photo_camera La borrasca Louis dejó este jueves intensas lluvias en la Boa Vila. JAVIER CERVERA-MERCADILLO

La borrasca Louis ha borrado de golpe el tiempo primaveral que en los últimos días acompañó a las Rías Baixas, devolviendo el protagonismo al invierno y los paraguas a las calles.

El inicio del temporal ha dejado intensas precipitaciones y fuertes vientos especialmente durante la madrugada del miércoles al jueves y la mañana de este jueves. Así, la estación meteorológica de O Castrove registró hasta 43 litros por metro cuadrado mientras que en las estaciones de Campolongo y Lourizán se rozaron los 20 litros por metro cuadrado solo durante la mañana de este jueves.

Las rachas de viento más fuerte se localizaron en Cabo Udra, en Bueu, donde el viento alcanzó los 87,6 km/ hora y en la estación meteorológica de A Armenteira, en Meis, donde se registraron rachas de viento de 85 km/hora.

Con el litoral en alerta naranja, en la comarca de O Salnés los efectos del temporal ya se hicieron notar durante la madrugada del jueves, y se llegaron a recoger 25 litros por metro cuadrado en Armenteira.

Además, en el entorno de Vilagarcía de Arousa también se registraron rachas superiores a los 85 km por hora. Sanxenxo contabilizó 17,6 litros por metro cuadrado de agua y rachas de viento de hasta 57 km/h. En la estación meteorológica de A Lanzada se detectaron rachas de viento de 79 Km/h.

Según Meteogalicia, lo peor por ahora no ha sido la provincia de Pontevedra. Donde el viento ha soplado con más fuerza en la comunidad gallega ha sido en la comarca de A Mariña, en la costa de Lugo, con rachas que han alcanzado los 154,8 kilómetros por hora en Penedo do Galo, en Viveiro, y los 128,5 en la localidad de Burela. Mientras, en el interior, en el municipio lucense de Muras, el viento ha llegado a soplar a 154,1 kilómetros por hora en O Xistral.

Previsión para este viernes: alerta roja por olas

Los efectos adversos de la borrasca se seguirán notando en el fin de semana también en Pontevedra. El paso de un frente atlántico dejará precipitaciones fuertes de nuevo este viernes en toda la comunidad gallega, así como una bajada notable de los termómetros en buena parte de la Península, según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

El litoral atlántico estará este viernes en riesgo extremo por olas, al igual que en A Mariña lucense y las provincias de Lugo y Ourense además también permanecerán en alerta por riesgo de nieve, al situarse la cota de nieve entre 700 y 900 metros. 

Comentarios