domingo. 18.08.2019 |
El tiempo
domingo. 18.08.2019
El tiempo

MANUEL ARROJO, PSIQUIATRA DEL CHUS

"Los medios no dicen si un asesino es diabético; si es esquizofrénico sí"

Manuel Arrojo. CEDIDA
Manuel Arrojo. CEDIDA

El estigma en torno a las enfermedades mentales lleva a la exclusión social. Es una realidad evidente sobre la que hablará el doctor Manuel Arrojo en el ciclo de conferencias ‘Saúde mental na sociedade actual’, que coordina Taller Abierto en colaboración con el Concello y Afundación.

NO HAY relación entre criminalidad y enfermedad mental. Lo deja claro el psiquiatra del CHUS Manuel Arrojo, que estará mañana en Pontevedra para hablar sobre este tipo de dolencias y su relación con la exclusión social. "Los enfermos suelen ser, precisamente, las víctimas".

¿Qué relación hay entre la enfermedad mental y la exclusión?
Los pacientes con trastornos mentales graves son personas que tienen dificultad para el acceso tanto a la sanidad como a todo tipo de servicios. Las personas con enfermedad mental lo tienen todo un poco más difícil. Hay partes de exclusión social que son resultado de los síntomas de la propia enfermedad, pero también hay mucha estigmatización hacia la enfermedad mental.

¿Todavía a día de hoy? ¿No ha mejorado la situación con los años?
Es muy difícil de superar porque hay mucho desconocimiento y los que más contribuyen a mantener este estigma son los medios de comunicación. El tratamiento de la enfermedad mental es muy sensacionalista y se generaliza mucho. Cuando un enfermo mental comete un acto violento se señala en la noticia, aunque son menos frecuentes entre la población con enfermedad mental que entre los ciudadanos en general. Estos casos son anecdóticos. Cuando se produce un asesinato, los medios no dicen si el asesino es diabético, si es esquizofrénico sí lo hacen. Que haya casos de personas con enfermedad mental que son violentas no quiere decir que lo sean todas, de hecho es un comportamiento minoritario. De hecho, es más frecuente que estas personas sean víctimas, por eso el tratamiento es muy injusto y no obedece a la realidad.

"No es fácil llegar a los pacientes que no tienen hogar, en ese caso tenemos que ser más proactivos"

Habla de cómo la enfermedad lleva a la exclusión, pero ¿ocurre también lo contrario?
Es algo bidireccional. Una enfermedad grave puede, junto a determinadas circunstancias o parámetros, llevar a la exclusión social y viceversa. Una situación de exclusión también puede generar trastornos. Sin embargo, las enfermedades graves suelen ser previas a la situación de desamparo. A veces son personas que no tienen una familia detrás que pueda apoyarlos y el estigma que hay en la sociedad las condena.

¿Cómo se lucha contra la estigmatización de las enfermedades mentales?
La enfermedad mental tiene que tener mucha más cabida ya desde la educación de los niños en los colegios. Tienen que normalizar desde pequeños las enfermedades mentales y las físicas. Las dolencias mentales no son diferentes de las somáticas, es lo mismo.

¿Qué dificultades se encuentra una persona con enfermedad mental para acceder a un puesto de trabajo?
Todas. Hay muchos mitos y estereotipos. Se piensa que es gente que no va a rendir o que es incompetente, que no tiene capacidad de trabajar. Todo esto son estereotipos que no obedecen a la realidad. Creo que hay que visibilizar mucho más este tipo de enfermedades y dejar claro que quienes las padecen pueden ofrecer mucho a la sociedad. Se puede llevar una vida normal y convivir con una enfermedad mental.

En el caso de personas que viven en la calle y en una situación de exclusión severa, ¿cómo se aborda a este tipo de pacientes para tratarlos?
No siempre es fácil llegar a este perfil de pacientes. Hay diferentes modelos de atención, pero es complicado conseguir que accedan a la asistencia sanitaria. Muchas veces no tienen conciencia de la enfermedad y se hace necesario hacer los modelos de atención más flexibles para poder llegar a ellos.

¿Se ponen los medios para atender a estas personas?
No conozco el tema de forma pormenorizada. Lo que creo es que hay que intentar que esta gente tenga las mismas oportunidades de acceso al sistema sanitario que los demás ciudadanos. En este caso hay que ser más proactivo que con personas que están en una situación mejor, con respaldo familiar, que tienen una vivienda y cuentan con un entorno que los apoya y los acompaña a recibir tratamiento.

"Los medios no dicen si un asesino es diabético; si es...
Comentarios