miércoles. 12.08.2020 |
El tiempo
miércoles. 12.08.2020
El tiempo

La moda llega este verano a las 'obligatorias' mascarillas

Diseño en las mascarillas... hasta en la playa. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
Diseño en las mascarillas... hasta en la playa. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
El uso obligatorio de esta prenda de protección ha disparado sus ventas y multiplicado el interés de los diseñadores

Las mascarillas se han convertido en el complemento de moda por excelencia de la nueva normalidad. Su obligatoriedad ha aumentado precipitadamente las ventas, creando una oportunidad para marcas y diseñadores que encuentran en ellas un lienzo en blanco para plasmar sus creaciones. Estampados florales, animal print o metalizados son los más populares y pueden combinarse con la ropa que llevemos.

Además, se conforman como una alternativa sostenible y más respetuosa con el medio ambiente debido a su mayor duración. Para su uso, es necesario que estén homologadas por el Ministerio de Consumo y que los usuarios atiendan las indicaciones de duración y lavado de cada modelo.

Las grandes marcas han apostado por incluir estos complementos en sus catálogos. La firma italiana Gucci fue pionera, tras contar con mascarillas de lujo en sus colecciones pasadas. Pero ahora suma nuevos diseños con pedrería que oscilan en torno a los 200 euros. Dior, Fendi, Louis Vuitton o Balenciaga se han unido tras la pandemia con otros lujosos diseños.

En el mercado gallego, la firma Nikis Galicia sigue su línea de diseño con estampados inspirados en motivos tradicionales como la Santa Compaña o los pimientos de padrón. También cuentan con mascarillas que lucen frases ya reconocidas como "Malo Será". La distancia interpersonal les ha llevado a crear otras expresiones tan curiosas como "Que corra o aire". A un precio de 8,90 euros se pueden adquirir estos diseños en sus tiendas físicas repartidas por toda Galicia y en su web. También cuentan con tallas para los más pequeños, cuyos diseños representan superhéroes.

En la misma línea, Fillos do Mar presenta mascarillas bautizadas bajo "agarimo", "costeira", "fogar" o "morriña". Apelando a la cultura gallega, su catálogo muestra diseños que lucen desde mariposas hasta faros. Estas mascarillas, cuyo uso es de un máximo de cuatro horas por lavado, cuestan 7,50 euros.

Lo cierto es que estos nuevos complementos están abiertos a un gran abanico de excentricidades. Una de ellas es la creación de mascarillas enjoyadas, como propone el empresario madrileño Aldo Comas. Cuentan con una cadena para que se puedan anclar colgantes y lucirlos en junto a la mascarilla. Sus precios van desde los 35 hasta los 65 euros.

La multinacional Inditex todavía no comercializa este producto. Pero sí que ya las incluye como complemento de otros looks, indicando que "pronto" las pondrán a la venta. Donde ya están disponibles es en la cadena Mango, a un precio de diez euros y con variados estampados para combinar con el resto de prendas.

Las variedades de diseño demuestran la versatilidad de este nuevo complemento, que ha llegado para quedarse y para atraer a los diseñadores.

Las más populares
Que corra o aire"Que corra o aire"
Nikis Galicia arrasa con este modelo que apela a mantener la distancia social. Disponible por 8,90 euros.
PersonalizadasPersonalizadas
La estadounidense Danielle Baskin diseña estas mascarillas a partir de una fotografía de la cara del comprador. Su precio, 35 euros.
llamativasLlamativas
María Ávila apuesta por tejidos metalizados y lentejuelas. Juega también con formas geométricas para los más atrevidos.
Agatha Ruiz de la PradaSolidarias
Agatha Ruiz de la Prada lanzó este diseño con sus representativos corazones. Por cada compra destinan un euro a Save the Children.
urbanUrbanas
La firma Urban Outfitters agotó en pocos minutos este diseño que luce la mítica lengua roja del grupo musical Rolling Stones.
disneyInfantiles
Disney apuesta por mostrar los protagonistas de sus películas aprovechando las mascarillas.

 

Mascarillas contra las barreras de la comunicación

Víctor Manuel BesadaVíctor Manuel Besada forma parte de la Federación de Asociaciones de Implantados Cocleares de España desde hace cuatro años, cuando decidió recurrir a un implante ante su pérdida de audición. 

El uso de mascarillas no ha tenido en cuenta las dificultades de las personas con pérdidas auditivas. Por ese motivo, la AICE ha creado unas mascarillas homologadas con una ventana semipermanente que permite la lectura labiofacial. Víctor ha sido el encargado de distribuírlas y darlas a conocer en Pontevedra. 

¿Cómo surgió la idea de hacer estas mascarillas? 
Era una demanda ya existente antes del uso de las mascarillas. Sobre todo, cuando acudíamos al médico. Con la llegada de la nueva normalidad, la AICE decidió cubrir la demanda de las personas que necesitan lectura labiofacia y que experimentan problemas para entender. Como no las podíamos adquirir ni en farmacias ni en ningún sitio, fue la propia asociación la que puso en marcha su distribución. 

¿Cómo se organizó la distribución en Pontevedra? 
Empecé a repartirlas al comienzo del mes de mayo, entre los socios de la asociación. En otros lugares, como Andalucía, tuvieron muchas peticiones por parte de hospitales y universidades para las pruebas de acceso. Aquí, por el momento, no ha llegado más allá de los miembros de la asociación. 

¿Y cómo diría que ha ido la acogida entre la gente? 
Muchas personas no saben ni que existen. Cuando voy por la calle se quedan mirando sorprendidos .Me preguntan de dónde vienen.Lo importante sería normalizar su uso para que las personas con problemas auditivos puedan realizar cosas tan simples como ir al médico. Estamos buscando financiación a producir más mascarillas, accesibles para todos.

La moda llega este verano a las 'obligatorias' mascarillas
Comentarios