domingo. 05.12.2021 |
El tiempo
domingo. 05.12.2021
El tiempo

La plantilla municipal, bomberos y vecinos de Monte Porreiro estallan contra el Concello

La protesta de este lunes frente al Teatro Principal. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
Los primeros piden al BNG "máis negociación e menos imposición" para mejorar sus condiciones salariales y laborales ▶Lores, que fue insultado durante el Pleno, pidió respeto a los funcionarios

Las protestas contra el Gobierno local regresan a los plenos. El de este lunes tuvo como protagonistas a funcionarios municipales, vecinos de Monte Porreiro y de Mourente. Todos ellos reclaman diálogo al Concello para lograr sus reivindicaciones con sonoras pitadas en el exterior del Teatro Principal, al que luego pudieron acceder previa identificación.

Manifestación frente al Teatro Principal, este lunes. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
[La plantilla municipal. JAVIER CERVERA-MERCADILLO]

La sesión empezó con la plantilla municipal a voz en grito. Coreaban "Máis negociación, menos imposición!", el lema de la nueva campaña de movilizaciones con las que exigen mejoras en sus condiciones salariales y laborales. La adhesión de la CIG a la concentración demostró la unión de acción de los delegado de personal en el Concello, en el que están representadas seis organizaciones sindicales: la central nacionalista, CSIF, Sindicato Profesional de Policías Municipales de España en Galicia, UGT, Comisiones Obreras y la Asociación de Funcionarios de Pontevedra (Afunpo).

Los trabajadores públicos, a los que la oposición lanzó varios guiños, se hicieron oír durante casi todo el debate plenario. Hasta el punto de que el propio alcalde, Miguel Anxo Fernández Lores, que fue objeto de distintos insultos, intervino para solicitar respeto a los asistentes y evitar así interrupciones durante el turno de palabra de los concejales. "Agradeceríalle ao público que estivese caladiño. E moito máis vindo de funcionarios municipais", dijo.

El colectivo guardó las formas durante el resto de la sesión, no sin antes exponer sus reclamaciones ante la prensa. El portavoz de la Xunta de Persoal, Héctor Santaló, aseguró que sus protestas, que continuarán, suponen una "emenda á totalidade da xestión municipal". "Empezando por cuestións que eran pacíficas dende sempre, que se empeñaron en revisar, como a concesión de permisos; a vulneración sistemática do convenio vixente ou a negativa a negociar un novo convenio que marque un marco xurídico que dea seguridade aos funcionarios, no que haxa un acordo sobre melloras salariais e unha revisión das funcións dos traballadores", explicó el también delegado de Afunpo.

Protesta de los vecinos de Monte Porreiro. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
[Protesta de los vecinos de Monte Porreiro. JAVIER CERVERA-MERCADILLO]

Su compañero en el servicio de extinción de incendios, Marcos Acuña, de Comisiones Obreras, fue más duro. "Lo que quieren es que estemos calladitos. Es lo que le interesa al BNG. EStamos aquí para protestar por nuestros derechos. Y no solo los bomberos. Está todo el Ayuntamiento quemado. ¡Estamos hasta los cojones!", exclamó.

Los que también censuraron la gestión del Gobierno local fueron los vecinos de Monte Porreiro a través de la asociación O Mirador. Su presidente, Carlos Diéguez, reclamó el millón de euros del proyecto de peatonalización que el Concello paralizó por petición de este colectivo. "Agora buscan peatonalizar un tramo de la calle Dinamarca como excusa para conseguir fondos (europeos) y que le llegue el dinero", dijo.

Por su parte, Ángel Mario Lago, histórico líder vecinal del barrio, también reclamó la reordenación del tráfico para sacar coches del centro de la urbanización. Para ello solicitó el desdoblamiento de la calle Francia.

La plantilla municipal, bomberos y vecinos de Monte Porreiro...
Comentarios
ç