jueves. 02.12.2021 |
El tiempo
jueves. 02.12.2021
El tiempo

LA CAPITAL CRECE

Pontevedra pierde 1.847 votantes desde el 20-D y es la cuarta provincia que más reduce su censo

La provincia perderá casi dos mil votantes para el 26-J
La provincia perderá casi dos mil votantes para el 26-J
Solo Barcelona, Asturias y A Coruña reflejan caídas mayores para el 26-J ► Es el quinto territorio español en el que más crece el censo de residentes en el extranjero, con 984 altas respecto a diciembre del 2015 ► Pontevedra ciudad, en cambio, gana 33 electores y 172 en el exterior

De cara al próximo 26 de junio hay 34.491.522 electores convocados a las urnas en España. Son 22.716 menos que hace solo seis meses. Las defunciones, incorporaciones al censo de nuevos jóvenes mayores edad, migraciones o cambios de residencia han alterado a la baja el número general de votantes en un total de 37 provincias desde el 20-D. El resto de los territorios aumentan sus habitantes con derecho a elegir una opción concreta en las urnas, principalmente las provincias de Murcia y Alicante, además de las Baleares y Canarias.

A sólo 48 horas del arranque de la campaña electoral, de las casi 23.000 bajas que aparecen formalmente registradas en la oficina central del censo, 6.500 están en Galicia y, de ellas, 1.975 en A Coruña y 1.847 en Pontevedra. Ourense pierde 1.469 votantes y Lugo, 1.209. El gallego es, de largo, el territorio nacional con mayores oscilaciones. Y en los partidos se interpreta este fenómeno como una consecuencia directa del envejecimiento poblacional y también de los movimientos migratorios.

Sea por la razón que sea, la cuestión no puede considerarse menor en Pontevedra, donde el último diputado de la provincia se otorgó el 20-D por una corta diferencia. Ese escaño cayó, al final, del lado del PSOE, por apenas 8.000 votos de distancia respecto a la lista de Ciudadanos. Ahora, entre los sufragios mermados al censo provincial y los nuevos electores aparecidos en el extranjero (tradicionalmente más proclives a la abstención) se han movido en la provincia un total de 2.831 votantes.

La cifra es interpretada en las cocinas de las fuerzas políticas como una oportunidad para mejorar resultados. Unos, porque consideran que esencialmente se pierden votos de personas mayores de 65 años y estiman que ese ‘rejuvenecimiento’ jugará a su favor. Y otros, por estar convencidos de que con menos votantes el reparto final juega a su favor.

Lo cierto es que se trata de un fenómeno muy local, porque únicamente Barcelona y Asturias reflejan caídas mayores que Pontevedra en su población con derecho a voto. En términos generales, de cada cien votantes que se han descolgado del censo desde el 20-D, casi 29 son gallegos y un 8,1%, de Pontevedra.

¿Dónde están? Pues algunos, fallecidos, y otros muchos fuera de España. Sólo así se explica que el censo de residentes en el extranjero crezca en Pontevedra y, en general, en toda Galicia, muy por encima de la media española.

El pasado 20-D, un total de 126.740 pontevedreses con derecho a voto residían fuera de España. Ahora hay ya 984 más. Desde diciembre hasta el pasado 1 de mayo (fecha del último censo electoral oficial) han crecido a un trepidante ritmo de 164 al mes. La comunidad gallega cuenta para las Generales de junio con 2.816 posibles votantes más en el extranjero (987 de A Coruña, 454 de Lugo y 391 de Ourense). Sólo Madrid y Barcelona, por este orden, han alterado al alza sus votantes desde el extranjero en mayor medida que Galicia.

LA CAPITAL CRECE. En este contexto a la baja, las únicas excepciones de la provincia donde el número de electores crece en esta ocasión con respecto a diciembre son Salceda de Caselas (con 49 electores más), Pontevedra (33), Vilagarcía (28), Nigrán (22), A Illa de Arousa (15), Lalín y Baiona (ambos con 14 más); y Cangas, Fornelos, Mondariz-Balneario y Ribadumia (los cuatro con crecimientos por debajo de los 10 nuevos votantes).

Del otro lado, los tres municipios que más electores han perdido para la próxima convocatoria a urnas son A Cañiza (403), Vigo (198) y Marín (120).

Con respecto al crecimiento de los emigrantes computado entre el pasado mes de diciembre y el 1 de mayo de este año, dos ciudades, Vigo y Pontevedra, aparecen como las únicas que tienen ahora más de cien nuevos electores fuera de España (258 y 172, respectivamente).

A mucha distancia, con entre 20 y 30 nuevos votantes residentes en el extranjero, figuran las localidades de Sanxenxo, Marín, Vilagarcía, A Estrada, A Guarda y Baiona. Como anécdota, el municipio más «estable» es Oia, donde hay los mismos electores, y solo 2 más en el extranjero.

Pontevedra pierde 1.847 votantes desde el 20-D y es la cuarta...
Comentarios
ç