jueves. 21.01.2021 |
El tiempo
jueves. 21.01.2021
El tiempo

Rueda cifra el compromiso de la Xunta con Pontevedra en más de 200 millones de inversión

Rueda, este viernes en Pontevedra. CRISTIAN FERNÁNDEZ
Rueda, este viernes en Pontevedra. CRISTIAN FERNÁNDEZ

Fernández Lores ha lamentado no tener ocasión de opinar sobre cómo se iba a hacer la obra del puente de A Barca ni de cómo va a quedar en el futuro

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha destacado que el compromiso que el Gobierno gallego mantiene con la ciudad de Pontevedra se materializa en una inversión global de más de 200 millones con la suma de todos los proyectos en marcha o planificados. 

En este conjunto de obras, ha incluido proyectos como el del Gran Montecelo, la estación intermodal con la reforma de la estación de autobuses, el nuevo edificio judicial o la reforma del edificio de Benito Corbal. 

La primera de estas obras en estar finalizada será, precisamente, la del puente de A Barca, que ha visitado este viernes el vicepresidente. El año que viene estarán el nuevo edificio de Benito Corbal y el nuevo edificio judicial. 

En su visita, Rueda ha estado acompañado por la conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez, y los alcaldes de Pontevedra, Miguel Anxo Fernández Lores, y Poio, Luciano Sobral. 

El vicepresidente ha destacado que la Xunta está invirtiendo 1,2 millones de euros en las obras de mejora del puente de A Barca, que finalizarán la finales de este año y que dotarán a la infraestructura de un aspecto renovado y de mejoras funcionales como la renovación de la marquesina que protege las aceras.

REPARACIÓN EN EL PUENTE. Según explica Ethel Vázquez, se actuará en el puente "reparando fisuras, canalizando las aguas, limpiando humedades y renovando la marquesina con una nueva estructura de madera tratada con una cubierta más resistente", es decir, materiales duraderos, "integrados en el territorio con diseño gallego e ingenieros gallegos", añade. 

Estas actuaciones se acometen después de la inspección en profundidad realizada sobre la estructura. Según ha indicado Fernández Lores, se habían detectado problemas de seguridad, sobre todo con temporales aunque "con los resultados de los estudios parece que está en mejor situación de lo que se podía pensar". 

El regidor pontevedrés ha lamentado no tener ocasión de opinar sobre cómo se iba a hacer esta obra ni de cómo va a quedar en el futuro. 

Por su parte, el alcalde de Poio ha coincidido en que esta actuación "redunda en beneficio de los ciudadanos" de ambos municipios. 

Actualmente, los operarios llevan una semana con los trabajos para desmontar la marquesina, y se está montando el andamiaje en el arco del puente, comenzando por la orilla de Pontevedra, un montaje que durará alrededor de dos semanas. 

Los trabajos avanzan según la planificación establecida y cumpliendo el compromiso de no afectar al tráfico rodado al programarse las actuaciones que puntualmente puedan producir aficiones en horario nocturno. 
 

Rueda cifra el compromiso de la Xunta con Pontevedra en más de 200...
Comentarios