domingo. 31.05.2020 |
El tiempo
domingo. 31.05.2020
El tiempo

Sanxenxo pierde la batalla judicial contra el contrato del agua de Pontevedra

Estación de bombeo del río Lérez, en Monte Porreiro. DAVID FREIRE
Estación de bombeo del río Lérez, en Monte Porreiro. DAVID FREIRE
Los tribunales rechazan el recurso que la villa sanxenxina formalizó en 2018 contra los pliegos del concurso

Sanxenxo acaba de perder la batalla judicial contra el contrato del agua de Pontevedra. El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 3 de la ciudad ha rechazado el recurso que en junio de 2018 formalizó el municipio sanxenxino con el objetivo de paralizar la licitación del servicio público de agua potable y saneamiento. La sentencia, que data del pasado 19 de diciembre, da por buenos los pliegos administrativos del concurso.

El contenido de la resolución lo dio a conocer este lunes la portavoz del Gobierno bipartito, Anabel Gulías, que manifestó su satisfacción por la desestimación del pleito interpuesto por Sanxenxo, si bien recordó que este todavía no es firme, ya que puede recurrise ante el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG). "Este auto dálle a razón a Pontevedra. Estamos moi contentos", aseguró Gulías, que defendió la legalidad y la transparencia de un proceso de contratación envuelto en la polémica. Primero por las pegas puestas por grupos políticos como el PP y después por los recursos de dos de las empresas que aspiraban a hacerse con este concurso.

Gulías defiende la transparencia y legalidad del concurso y carga contra el PP por criticar el proceso para renovar el servicio

La edil del BNG cargó contra el Partido Popular por poner en duda aquel procedimiento, que finalizó con la adjudicación del servicio a la firma Viaqua por un importe de 129,14 millones de euros y un período de 20 años. Reclamó al principal partido de la oposición, que ahora preside Rafa Domínguez, que "mude a súa actitude" y reconozca que el contrato del agua, que prevé inversiones que superan los 58 millones de euros para ampliar la traída municipal y completar la red de alcantarillado en el rural, es beneficioso para los vecinos de Pontevedra.

Gulías lamentó, por otra parte, "a actitude pouca seria" de Sanxenxo. Y recordó que la vía judicial debe ser la última opción en la relación entre administraciones.

El Gobierno sanxenxino, que anunció el recurso en octubre de 2017, si bien no lo formalizó hasta ocho meses después, consideraba que Pontevedra carecía de competencias para suministrar agua en alta a sus vecinos. También rechazaba que la capital provincial estableciese un canon por garantizar el abastecimiento y que esta tarifa fuese cobrada por la adjudicataria del servicio.

PRECEDENTE EN 2004. El precio del agua ha enfrentado en los tribunales a ambos municipios. En 2004, el alcalde de Sanxenxo, Telmo Martín (PP), judicializó este asunto al sostener que el canon fijado por Pontevedra era abusivo.

Una sentencia, que el TSXG ratificó en 2007, le dio la razón al regidor popular. El fallo anulaba el canon al entender que no podía aplicarse fuera de la Boa Vila. También abrió la puerta a que ambos ayuntamientos arreglasen sus diferencias por medio de un convenio.

Esta última vía es la que ahora dispone el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número tres. "Corresponderá a ambos concellos la firma del correspondiente convenio, destinado a valorar esos costes (los del servicio del agua que Pontevedra capta del río Lérez) a cargo del de Sanxenxo, en una forma proporcionada al tipo de servicio de que se benefician sus vecinos", destaca el fallo.

Sanxenxo pierde la batalla judicial contra el contrato del agua de...
Comentarios