Transportes espera luz verde a las obras del Nudo de Bomberos "de forma inminente"

La semana pasada se realizaron los sondeos geotécnicos previos a la ejecución de los trabajos
Entorno donde se realizarán las obras del Nudo de Bomberos y en el que hace días fue sometido a sondeos geotécnicos. GONZALO GARCÍA
photo_camera Entorno donde se realizarán las obras del Nudo de Bomberos y en el que hace días fue sometido a sondeos geotécnicos. GONZALO GARCÍA

El inicio de las esperadas obras del Nudo de Bomberos es cuestión de días. Fuentes oficiales aseguran que la autorización de Costas, único trámite pendiente para la ejecución de los trabajos, y que debe ser aprobada en Consejo de Ministros, "es inminente".

El comienzo de la obra está supeditado a la autorización de uso del dominio público para infraestructuras, de acuerdo con la Ley de Costas.

La empresa adjudicataria, Comsa, iniciaba la semana pasada una campaña de sondeos geotécnicos, que ya estaban previstos, para disponer de todos los datos de cara la ejecución del contrato.

Además, esta cuestión ha sido tratada por el subdelegado del Gobierno por Pontevedra, Abel Losada, en una reciente entrevista con los responsables del Ministerio de Transportes (Mitma) en la provincia que tenía por objeto revisar el estado de las distintas actuaciones en marcha y previstas en la red de carreteras.

El Mitma ya hizo pública el pasado mes de agosto la adjudicación del contrato de las obras de remodelación del enlace Pontevedra Norte de la AP-9. El coste de esta actuación asciende a 9,55 millones de euros y será ejecutada, en un plazo de 13 meses.

El objetivo de este proyecto, que prevé la modificación del enlace viario en el punto kilométrico 129 de la autopista, aprovechando la conexión que proporciona el puente de As Correntes con la capital de la provincia, es el de conseguir "una mejora en la movilidad y fluidez en un ámbito de conexión de la Red de Carreteras del Estado con la malla urbana de Pontevedra y su entorno, y una mejora en las condiciones de seguridad viaria y en el nivel conjunto de emisiones".

En la propuesta se incorporan "las debidas actuaciones de integración ambiental, estética y paisajística", tal y como apuntan desde el ministerio.

En la descripción de la intervención, se explica que "se pasará a una tipología de enlace tipo diamante con pesas con las dos glorietas existentes, que se modifican para adecuarlas a la nueva configuración".

De esta forma, se plantea "un tramo de nueva calzada para unir la glorieta de entrada al puente de As Correntes, al este de la AP-9, directamente con los ramales que soportan los movimientos de Vigo a Pontevedra y de Pontevedra a Santiago".

Con ello, explican, se consigue "evitar dichos tránsitos y descargar tanto la glorieta de bomberos, situada al oeste de la autopista, como el tramo de la avenida de Domingo Fontán, entre ambas glorietas".

Transportes explica también que con esta actuación "se mejora la capacidad del nudo viario duplicando dicho tramo de la avenida Domingo Fontán, mediante un nuevo paso sobre la autopista, y permitiendo el tránsito peatonal entre ambas márgenes, mejorando de esta forma la permeabilidad". Además, también se elimina "la intersección actual a nivel de los ramales de enlace con la carretera PO-531".

Por otra parte, la Dirección General de Carreteras dependiente de Transportes también continúa dando pasos en la tramitación del contrato de la dirección de obra en los ramales de Bomberos, que es fundamental para el control y seguimiento de la misma. Así, han sido once ofertas presentadas al concurso, de las cuales se ha optado por la que lideran las empresas Alauda Ingeniería e Ingeniería del Noroesta, con sedes en Madrid y Santiago, respectivamente.

Ambas firmas, que se presentaron en Ute (unión temporal de empresas), realizarán esta tarea por 373.315,17 euros, lo que supone un 22,7% menos que los 483.255,87 euros presupuestados inicialmente.

Comentarios