lunes. 18.01.2021 |
El tiempo
lunes. 18.01.2021
El tiempo

Urgen la creación de un centro de protección de menores conflictivos

Vista de la Ciudad Infantil Príncipe Felipe
Vista de la Ciudad Infantil Príncipe Felipe
CC OO propone habilitar un edificio de Príncipe Felipe para niños con problemas conductuales y pide más formación para los profesionales. La Deputación reclama que la Xunta asuma la Cidade Infantil

La ausencia de centros específicos de menores con problemas conductuales y la falta de especialistas provoca situaciones de riesgo en los centros de protección como Príncipe Felipe. Comisiones Obreras denunció este miércoles -por tercera vez en las últimas semanas- las agresiones producidas por menores problemáticos y propuso que estos sean acogidos en un edificio inicialmente destinado a residencia de alumnos mayores y que solo se utiliza en competiciones deportivas.

El secretario comarcal, José Ramón Piñeiro, se mostró "preocupado" por el hecho de que sus denuncias caigan en saco roto, además de criticar que la Deputación de Pontevedra, titular del centro, ignore los hechos y que su presidenta, Carmela Silva, "ni siquiera tenga a bien" concederle una entrevista. "Está agochada e non pode meterse nun búnker cando hai problemas". Todo lo contrario ocurre con la Fiscalía y el delegado territorial de la Xunta, Cores Tourís, de quienes agradeció "a súa receptividade". "Na Cidade Infantil pasaron de catro a oito composteiros. Para iso si hai cartos", lamenta el sindicato.

"Estes menores destrúen a convivencia" de la comunidad educativa, "porque, ademais, convértense no modelo a seguir polos outros" y "é imposible facer nada para insertalos na sociedade cos medios do Príncipe Felipe a a formación do persoal".


Ramón Piñeiro: "Estes menores destrúen a convivencia. É imposible facer nada por reinsertalos cos medios de Príncipe e a formación do persoal"


El problema, recordó, tiene su origen en que la Xunta "non ten este tipo de centros, polo que reparte estes rapaces conflitivos polos centros de menores protexidos de toda Galicia" en virtud de un convenio con la Deputación.

Piñeiro apuntó que actualmente solo hay tres chicos que responden a este perfil, "pero aínda que fora un só", por lo que propone enviarlos a ese edificio "non anexo", que, admite, sí que necesitaría obras de adaptación.

Por su parte, el vicepresidente de la Deputación, César Mosquera, salió al paso de las acusaciones del sindicato y apuntó a que la situación de Príncipe Felipe se debe a "unha perversión que está facendo a Xunta" al enviar a dichas instalaciones a menores con comportamientos conflictivos, en lugar de disponer de un centro especializado. El nacionalista añadió que "a Deputación estao soportando polo ben dos rapaces, pero lamentó que el Gobierno gallego siga sin hacerse cargo de las instalaciones, aunque sea una competencia autonómica. "En Príncipe Felipe hai un problema serio e o que fai a Xunta é abusar da Deputación", señaló.

El vicepresidente recordó que se trata de un conflicto "vello", que ya se producía con el anterior Gobierno provincial, y criticó la actitud de CC OO, que propone ideas sin tener en cuenta las condiciones técnicas.

MÁS VIOLENCIA. Tanto las asociaciones que trabajan codo con codo con el colectivo de menores como las instituciones coinciden en señalar un aumento de la violencia entre los menores y de estos contra sus progenitores.

Política Social asegura que los menores con conductas violentas son atendidos en toda la red de protección autonómica y no en Príncipe Felipe de manera exclusiva. "A asignación do centro baséase en criterios estritamente técnicos, que adoita un equipo multidisciplinar e baixo a premisa de facilitar o desenvolvemento integral do menor, a través da asignación dun recurso que responda as súas necesidades, subrayan desde la institución autonómica.

Urgen la creación de un centro de protección de menores conflictivos
Comentarios