viernes. 22.11.2019 |
El tiempo
viernes. 22.11.2019
El tiempo

La Xunta pide información a Costas sobre la reversión de los terrenos de Elnosa

Instalaciones de Elnosa. CHRISTIAN FERNÁNDEZ
Instalaciones de Elnosa. CHRISTIAN FERNÁNDEZ

El departamento estatal también deberá señalar los requisitos que debe cumplir el proyecto definitivo de desmantelamiento de la clorera

La recuperación de los terrenos que ocupa la fábrica de Elnosa avanza a ritmo muy lento, pero según la hoja de ruta prevista. La Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda ha enviado un escrito al Servicio Provincial de Costas "para solicitar un informe sobre as condicións de reversión" de la superficie afectada. Además, según indican las fuentes consultadas, el departamento estatal también tendrá que señalar los requisitos que deberá cumplir el proyecto definitivo de desmantelamiento de la planta de producción, en la que ya se ha iniciado un plan de descontaminación y de retirada de la maquinaria obsoleta. "Polo tanto, estamos pendentes da decisión por parte do Goberno do Estado", añaden las mismas fuentes.

La empresa no ha querido aportar información a este respecto. Lo que sí ha trascendido es que la firma se da dos años para desmantelar por completo su fábrica de Lourizán, en la que en la actualidad trabajan 18 personas, en su mayor parte personal administrativo.

La clorera, propiedad del grupo químico Bondalti (antigua Compañía Uniäo Fabril, CUF), llevó a cabo su "cierre industrial" el pasado 29 de julio al no obtener la prórroga solicitada a Costas del Estado para seguir operando en la ría pontevedresa.

La empresa prevé ejecutar la obra en dos años

La movilización de los trabajadores y las reuniones mantenidas por la patronal no lograron cambiar la opinión del Estado, que no solo rechazó la ampliación (que sí concedió a Ence), sino que decretó la caducidad de la concesión por dos causas: la ocupación ilegal de terrenos y la transmisión irregular del accionariado cuando Ence vendió la planta a Quimigal.

Concretamente, la resolución fue firmada por el Ministerio para la Transición Ecológica el pasado día 19 de diciembre y ya en ese momento la Dirección General de Costas emplazó al Servicio Provincial de Costas a llevar adelante el acta de reversión de los terrenos y a ordenar a Elnosa el desmantelamiento de las instalaciones.

"Estamos pendentes da decisión por parte do Goberno do Estado", indican fuentes de Medio Ambiente de la Xunta

CRONOLOGÍA. La factoría cesó la fabricación de cloro en diciembre de 2017, en cumplimiento de una directiva europea que prohibía fabricar cloro con mercurio a partir de esa fecha, y en febrero de 2018 inició la producción de hipoclorito de sodio, a la espera de ver qué ocurría con la prórroga de Costas.

En julio, cuando caducaba la concesión, el departamento estatal siguió sin pronunciarse, dando lugar a la segunda fase del ERE extintivo que había iniciado la firma ante las nuevas condiciones de producción. La Subdelegación del Gobierno en Pontevedra anunció poco después que Elnosa podía continuar su actividad hasta octubre, mientras se resolvía el expediente de caducidad. Pero finalmente, ese fue el mes del punto y final, ya que fue cuando la Secretaría de Estado de Medio Ambiente decretó las dos causas de caducidad antes mencionadas (a raíz de una pugna liderada por el colectivo Salvemos Pontevedra.

Como consecuencia, la fábrica echó el cierre a finales de año y la firma aprobó un segundo ERE extintivo para 21 de los 28 trabajadores que seguían en plantilla.

Los interrogantes se mantuvieron hasta casi el final del proceso, pero lo cierto es que era un desenlace previsible desde el momento en el que el grupo CUF adquirió la fábrica de cloro de Torrelavega (Cantabria). La empresa defendía que tenía capacidad suficiente para comprar y modernizar la planta cántabra (hasta ese momento propiedad del grupo belga Solvay) y para afrontar el proyecto de Lourizán. Sin embargo, las cifras despertaban dudas. La actualización de la planta de Pontevedra exigía una inversión mínima de 40 millones y en Torrelavega ya estaban comprometidos 55.

Los trasladados a Torrelavega empezarán a trabajar el día 1 de abril
La mayor parte de los 17 trabajadores que aceptaron trasladarse a la factoría cántabra de Torrelavega empezarán a trabajar en la planta el 1 de abril. Solo una pequeña parte esperará al 2 de mayo para incorporarse a la factoría. Otros siete integrantes de la plantilla inicial (formada por 61 trabajadores) se han jubilado y nueve han conseguido un puesto de trabajo en Ence o en alguna de sus subcontratas. El resto se ha visto o se verá afectado por un ERE.

Próximo ERE
La compañía prevé presentar un nuevo Expediente de Regulación de Empleo para once de los trabajadores que siguen en la fábrica. La primera tanda de despidos (ocho en total) se prevé para junio de 2019 y la segunda (tres) para julio de 2020.

 

La Xunta pide información a Costas sobre la reversión de los...
Comentarios