jueves. 13.05.2021 |
El tiempo
jueves. 13.05.2021
El tiempo

La Xunta sitúa en junio el inicio de las obras de la senda peatonal de Alba

Peregrinos transitando por la PO-225 en Alba. J.L.OUBIÑA
Peregrinos transitando por la PO-225 en Alba.
Quince empresas optan al contrato, valorado en 589.507 euros. El Pazo da Cultura acogió ayer el pago de las expropiaciones

La construcción de la senda peatonal de Alba se iniciará en el mes de junio. Es la previsión que maneja la Consellería de Infraestruturas para comenzar una obra que tiene como objetivo mejorar la seguridad de la PO-225, el vial que une las carreteras de Vilagarcía (PO-531) y Santiago (N-550). En la actualidad, la vía está considerada como un punto negro ya que no existen aceras y los vecinos y peregrinos que transitan por la zona deben hacerlo por el propio vial o por las escasas áreas con arcenes.

Un total de 15 empresas optan al contrato, cuyo presupuesto de licitación asciende a 589.507,44 euros (IVA incluido). Todas ellas tienen sede social en Galicia, salvo una, que está ubicada en Madrid. La relación de firmas que aspiran a esta obra son Grupo Bascuas 2008, Excavaciones y Construcciones Manuel Pérez Portela, Oresa, Covsa, Petrolam Infraestructuras, Elsamex, Audega, Ovisa, Construcciones Caldevergazo, Construcciones Fechi, Taboada y Ramos, Prace, EC Casas, Marconsa y Narom.

La actuación cuenta con un plazo de ejecución de seis meses. Si se cumple el calendario previsto, Alba estrenará senda peatonal en diciembre, justo antes del inicio del Año Santo Xacobeo.

La construcción de este itinerario seguro partirá del paso elevado del tren y discurrirá por el margen izquierdo, donde se encuentran dos concurridas naves empresariales y la capilla de San Caetano. En el área industrial, los aparcamientos se desplazarán al otro lado de la carretera, ocupando la senda el lado izquierdo.

El proyecto también contempla la creación de una pasarela sobre el río Rons para evitar que los viandantes crucen en el estrechamiento del puente. La instalación tendrá una longitud de 13,10 metros. La obra también deberá rectificar la curva existente en la PO-225, a reordenar varias intersecciones, a arreglar la plaza colindante con la capilla y la creación de una franja ajardinada que separe la calzada de la senda peatonal.

En paralelo, Infraestruturas formalizó este jueves el pago de los 51.418,94 euros de las 36 parcelas que serán expropiadas. Sus propietarios fueron citados en el Pazo da Cultura al levantamiento de actas previas.

La Xunta sitúa en junio el inicio de las obras de la senda peatonal...
Comentarios
ç